Indonesia se ahoga

Indonesia se ahoga. O, al menos, eso es lo que está ocurriendo en decenas de aldeas que hay en sus costas, que ven como cada año el agua se adentra cada vez más en sus tierras. Tanto es así que en algunos colegios es imposible mantener los pies secos. Y es que el mar, a tres kilómetros de distancia, convierte casi todos los días el patio y las aulas en un pantano. Es uno de los devastadores efectos de la combinación entre el cambio climático y la destrucción medioambiental.-Redacción-