Educación se desentiende del nuevo sistema de oposiciones

La forma de acceso a la función pública quedará regulada mediante el decreto de 2007, pero no el extraordinario

JOSÉ R. VILLALBAGRANADA.
Opositores de enseñanza realizan los exámenes en una convocatoria anterior. :: GONZÁLEZ MOLERO/
Opositores de enseñanza realizan los exámenes en una convocatoria anterior. :: GONZÁLEZ MOLERO

El Ministerio de Educación ha trasladado a los sindicatos de enseñanza su negativa para implantar el nuevo borrador de acceso a la función docente, presentado el pasado mes de junio a los representantes de los trabajadores de la enseñanza pública. Después de esta marcha atrás, el Gobierno actual mantiene el sistema de oposiciones registrado en el decreto de 276 de 2007.

Las oposiciones de Secundaria dispondrán de dos partes. La primera consistirá en la realización de un ejercicio práctico relacionado con la materia y la segunda un examen sobre un tema, elegido entre cuatro en el caso de los aspirantes a Secundaria y entre tres si el temario está entre los 25 y 51 temas. Esta primera fase, compuesta por los dos ejercicios, debe ser superada para acceder a la segunda parte de las oposiciones, donde el aspirante debe demostrar sus dotes pedagógicas. Para ello necesitará presentar una programación didáctica y defenderla ante un tribunal, para después hacer lo propio con una unidad didáctica.

(Puede leer más sobre el sistema en 'Kiosko y más' ).