Sale al balcón a pedir ayuda por el incendio de su piso en Granada y hallan un cultivo de marihuana

Bomberos tras apagar el incendio en el piso de la Chana. /ALFREDO AGUILAR
Bomberos tras apagar el incendio en el piso de la Chana. / ALFREDO AGUILAR

El salón de la vivienda quedó calcinado y la pareja de inquilinos requirió asistencia sanitaria tras inhalar una gran cantidad de humo

José Ramón Villalba
JOSÉ RAMÓN VILLALBAGRANADA

La Policía Local de Granada ha detenido a un individuo presuntamente propietario de las 209 plantas de marihuana halladas en el interior de su vivienda, en la calle Virgen del Monte, en la barriada de la Chana. Los agentes descubrieron la plantación cuando acudieron a un incendio junto a Bomberos de Granada.

La sala del servicio de emergencias del 112 recibió una llamada sobre las 11.20 horas de ayer de varios particulares alertando de un incendio en una vivienda en la calle Virgen del Monte. Pocos minutos antes, una pareja que se encontraba en el interior del piso comenzó a pedir ayuda desde el balcón porque estaba ardiendo el salón de la vivienda. Mientras Policía Local acordonó la zona, los bomberos subieron a la cuarta planta del inmueble para sofocar la llamas que calcinaron el salón y afectaron de forma muy leve al resto de la vivienda. Una vez apagado el fuego, los agentes de la Policía Local se percataron de que en una de las habitaciones había un cultivo de marihuana con 209 plantas de cannabis sativa. Uno de los moradores de la vivienda se declaró propietario del mismo.

La habitación donde se encontraba el cultivo de interior estaba perfectamente acondicionada con faros halógenos y equipos de refrigeración para que la plantación pudiera desarrollarse sin problemas. En principio, la causa del incendio de la vivienda apuntaba a un brasero ya que el cuadro eléctrico existente en la habitación donde estaba la plantación ni siquiera se estropeó.

Los dos moradores del piso fueron atendidos por un dispositivo sanitario y uno de ellos necesitó ser trasladado a un hospital por la cantidad de humo inhalado durante el incendio.

Tras recibir el alta médica, quien dijo ser el propietario del cultivo quedó en calidad de detenido en manos de la Policía Nacional quien se hizo cargo de esta investigación. Los cargos contra el arrestado son por un delito contra la salud pública.

El incendio se originó en el salón de la vivienda y destrozó el sofá, cortinas, persianas y demás enseres de esta dependencia del piso.

Cuando la pareja salió al balcón para pedir ayuda se fueron agrupando en los bajos del inmueble vecinos que asistieron expectantes a todas las maniobras de los bomberos para apagar el fuego. Cuando los operarios antiincendios se marcharon del lugar, una pareja de la Policía Local se quedó custodiando el interior del piso.

No es la primera vez que los bomberos acuden a un incendio y se encuentran con una plantación de marihuana. Estos profesionales han advertido en más de una ocasión de los riesgos que conlleva la sobrecarga eléctrica por estas plantaciones.