«Si nos roban el futuro les paramos la ciudad»

Los manifestantes, en la plaza del Carmen/RAMÓN L. PÉREZ
Los manifestantes, en la plaza del Carmen / RAMÓN L. PÉREZ

Cerca de 1.500 personas se manifiestan en Granada en la primera huelga internacional por el clima

PILAR GARCÍA-TREVIJANOGRANADA

Primavera anticipada. El termómetro marca casi 20 grados, 2,5 más que hace cincuenta años. Granada se ha convertido en una de las ciudades andaluzas donde más se nota el efecto del calentamiento global. Fieles a las reivindicaciones de la activista sueca de 16 años Greta Thunberg, más de un centenar de jóvenes, con apoyo de colectivos ecologistas y la plataforma por las pensiones, se han sumado al parón y la huelga internacional por el clima. La cita empezó con unos doscientos participantes, pero supera ya las 1.500 personas tras haber recorrido el centro para llegar hasta Triunfo.Al grito de «menos polución y más revolución contra la extinción», «este calor en marzo no es normal», «sus beneficios nos contaminan» y «si el planeta fuera un banco ya lo habrían rescatado», se han adueñado de la plaza del Carmen para pedir medidas que «dejen de asesinar al planeta». Estudiantes del Padre Suárez, el IES Generalife, el colegio Albaicín han dejado sus pupitres y esperan hacerlo cada viernes hasta que «el problema se solucione». Ander Pérez, uno de los organizadores de 'Juventud por el clima' ha pedido colaboración y ha mantenido que no es un movimiento excluyente, pero sí apolítico y que agradecerán el apoyo de todos los colectivos de la ciudad en las próximas convocatorias.

Desde la plataforma Juventud por el clima han manifestado su desacuerdo y la escasa efectividad de las políticas públicas que perjudican el planeta: «Las generaciones en el poder están robando nuestro futuro. Ante esta situación, la juventud se encuentra condenada a una dura inestabilidad social y ecológica».

«El sistema educativo, especialmente en España, educa robots sin autocrítica o pensamiento propio. Somos las generaciones sin futuro. Y, como dijo Greta Thunberg en las calles suecas, estamos hartas y hartos de ver nuestra casa en llamas. No vamos a parar, es solo el principio», han asegurado.

El parón lo han secundado en más de 1.000 ciudades de 89 países de todo el mundo y otras 25 ciudades secundarán más de 1.000 ciudades de 89 países de todo el mundo, entre ellas Granada y otras 24 ciudades .