Así ha quedado una de las casas robadas en Granada