Sufre un accidente en el barranco del río Verde y la rescata la Guardia Civil en helicóptero

Imagen de archivo de una operación del Servicio de Montaña (Sereim) y la Unidad Aérea de la Guardia Civil de Granada. /GUARDIA CIVIL
Imagen de archivo de una operación del Servicio de Montaña (Sereim) y la Unidad Aérea de la Guardia Civil de Granada. / GUARDIA CIVIL

«Necesitaba auxilio después de que intentara subirse a una roca y en el esfuerzo notara un fuerte dolor en la pierna que le impedía sostenerse y, por tanto, caminar».

EUROPA PRESS

La Guardia Civil ha rescatado a una mujer que había sufrido un accidente que le impedía caminar en el barranco del río Verde, en Otívar, municipio de la comarca de la costa de Granada.

Los hechos se remontan a las 15,40 horas de este martes, cuando el servicio coordinador de Emergencias 112 Andalucía alertara a la Guardia Civil de que una mujer que se encontraba realizando la ruta del río Verde «necesitaba auxilio después de que intentara subirse a una roca y en el esfuerzo notara un fuerte dolor en la pierna que le impedía sostenerse y, por tanto, caminar».

En este contexto, un helicóptero del Servicio de Montaña y a la Unidad Aérea de la Comandancia de Granada despegó del aeropuerto con dos especialistas de montaña y la tripulación.

Sobre las 17,00 horas, la Guardia Civil, según ha informado en un comunicado, llegó al lugar del accidente, donde, desde el aire, los agentes observaron a la mujer accidentada tendida en un sendero a la espera. La tripulación aterrizó mediante un apoyo parcial del patín del helicóptero y, seguidamente, los especialistas del Servicio de Montaña bajaron para recoger a la accidentada e introducirla en el aparato. Inmediatamente después la trasladaron al Hospital San Cecilio, en el Parque Tecnológico de la Salud de Granada.

Con este ya son cuatro los rescates que la Unidad Aérea y el Servicio de Montaña de la Guardia Civil han realizado en una semana.El primer rescate tuvo lugar el pasado día siete de agosto, cuando la Guardia Civil tuvo que rescatar las inmediaciones del Corral del Veleta, en Sierra Nevada, a una persona, que llamó al 112 porque estaba sufriendo mareos, vómitos y un fuerte dolor en el pecho, síntomas compatibles con un infarto.

Este rescate fue especialmente difícil y peligroso por las fuertes rachas de viento que tuvieron que sortear los pilotos del helicóptero. Afortunadamente todo quedó en un susto y lo que parecía un infarto sólo era agotamiento físico por la falta de preparación de la víctima.

El segundo rescate se realizó el pasado diez de agosto por la tarde en los Lavaderos de la Reina, en Sierra Nevada. La Guardia Civil tuvo que acudir a rescatar a dos hombres que se habían perdido del grupo con el que estaban haciendo la travesía y estaban extenuados.

El tercer rescate tuvo lugar al día siguiente en el barranco del río Trevélez, donde la Guardia Civil tuvo que realizar un complicado ciclo de grúa para rescatar a una mujer que había sufrido un accidente cuando hacía barranquismo.