El PP lamenta que las obras de los 'Baños del Piojo' de la localidad alpujarreña de Cástaras lleven paralizadas una década

El PP lamenta que las obras de los 'Baños del Piojo' de la localidad alpujarreña de Cástaras lleven paralizadas una década

La edificación de la estación termal y la restauración de un antiquísimo molino de aceite movido por tracción animal, que ya ha desaparecido, estaban presupuestadas en casi 5.000.000 de euros

RAFAEL VÍLCHEZ

Conciente de su importancia y para apostar por el turismo de salud, el Ayuntamiento de Cástaras, a iniciativa del desaparecido alcalde, Rosendo Cervilla, y siendo ya alcalde, Alberto Carbelo (que ya no lo es) comenzó a recuperar hace una década los famosos y antiquísimos 'Baños del Piojo' de Cástaras para construir en ese lugar, situado muy cerca del término municipal de Almegíjar, un gran balneario financiado principalmente por la Junta de Andalucía y presupuestado en casi 5.000.000 de euros.

La construcción de este interesante proyecto comenzó a desarrollarse sin problemas pero cuando pasaron unos meses se gastaron los primeros 800.000 euros y se paralizaron los trabajos por falta de presupuesto. Desde entonces la construcción sigue interrumpida.

Además, junto a la futura estación termal de Cástaras, tenían proyectado restaurar una casa y un antiquísimo molino de aceite cuyas piedras eran movidas en otros tiempos por una bestia, pero como han pasado los años y nadie se ha preocupado por mantener los inmuebles en pie se han venido abajo.

Griegos, romanos y árabes practicaron en nuestro país las aguas minero-medicinales declaradas de utilidad pública. Rodeado de silencio y paz, entre la frondosidad vegetal y con vistas a la Sierra de la Contraviesa, se encuentran los 'Baños del Piojo' y hasta hace unos años el molino de aceite que perteneció a Seferino. El pueblo de Cástaras es uno de los más tranquilos y preciosos de la comarca. Se encuentra situado a 1.022 metros de altitud. Los 'Baños del Piojo' fueron descubiertos hace siglos. Para acceder a este centro termal y realizar las obras se creó en su día una pista de algo más de un kilómetro que se encuentra muy descuidada.

Una vecina de Cástaras, Maria Almendros, indicó hace unos años que cuando comenzaron las obras del balneario ella se bañó en los 'Baños del Piojo'. «Estos baños dejaron de funcionar hace más de medio siglo. Recuerdo que acudían a ellos muchas personas de otros pueblos. A la finca de Seferino iba también mucha gente a recoger aceituna. Gracias a las aguas, a mi hermana se le curaron unas pupas que le salieron en las piernas. Don Rosendo, el médico de Bérchules, recomendaba mucho estas aguas con capacidad curativa y muy buenas para los problemas de reuma, piel, etcétera», recordó Maria.

El veterano párroco de Cástaras, don Jaime, dijo también hace unos años que «en otros tiempos la estación termal de Cástaras se anunciaba en unos cartelillos con el nombre de 'Baños de la Salud'. En plena Guerra Civil bajaba yo con mis hermanas a los 'Baños de la Salud'. El dueño primitivo de los baños, finca y molino de aceite se llamaba Seferino Navarrete. Él era muy religioso. Luego pasó la herencia a sus hijos. En las casas grandes se hospedaba la gente pudiente. Había también las casillas de los pobres para las personas que querían curarse y carecían de dinero. Amí me parece muy bien que hagan un gran balneario en Cástaras porque el pueblo y sus alrededores progresarán y mejorarán», dijo don Jaime cuando comenzaron las obras.

Según la diputada provincial y popular por la Alpujarra, Carmen Lidia Reyes, «el centro termal de Cástaras, de aguas cálidas y sulfurosas, se enmarcó en su día en el Plan de Desarrollo Turístico de la Mancomunidad de Municipios de la Alpujarra. En diciembre de 2003 se firmó el convenio de colaboración entre la Junta, la Mancomunidad de Municipios de la Alpujarra y la Asociación Turismo Alpujarra para poner en marcha el balneario de Cástaras. Pero la Junta de Andalucía, una vez más, se olvidó de la Alpujarra y este gran proyecto que crearía riqueza y puestos de trabajo está abandonado y para colmo de males se ha venido abajo la antigua residencia y el molino de 'Los Baños del Piojo que iban a ser restaurados», manifestó.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos