Nené acaba con la racha del Deportivo en Riazor

EFELA CORUÑA
QUEJA. El céltico Nené protesta una falta ante el Dépor. /REUTERS/
QUEJA. El céltico Nené protesta una falta ante el Dépor. /REUTERS

El Celta de Vigo acabó, con un solitario tanto (0-1) del brasileño Nené, con la buena racha del Deportivo de La Coruña en el estadio de Riazor, de donde se llevó la victoria por segunda temporada consecutiva. Los vigueses aprovecharon la apuesta ofensiva de Joaquín Caparrós en el segundo periodo para proseguir su buena trayectoria lejos del estadio de Balaídos y endosar, al contragolpe, una dolorosa derrota a los deportivistas.

Las bajas no empañaron el juego de los celestes, que se asentaron en el feudo deportivista bien ordenados en defensa y con la intención de coger por sorpresa a su eterno rival al contragolpe. En la segunda parte, los coruñeses metieron al Celta atrás, pero los vigueses se recompusieron desde el orden defensivo y la velocidad en ataque, con un contragolpe que aprovechó Nené para llevar el esférico a la portería de Aouate.