María José Rienda despertó de su sueño olímpico

A mitad de la segunda manga marcaba el mejor tiempo, pero un desequilibrio le impidió recuperar las posiciones perdidas

IDEAL DIGITAL GRANADA
María José Rienda despertó de su sueño olímpico

María José Rienda no pudo arreglar en la segunda manga su mal resultado de la primera. La esquiadora granadina salió a arriesgar y en los primeros metros logró rebajar el mejor tiempo, pero un error en la parte intermedia del recorrido hizo que perdiera todas las esperanzas de remontar. El sueño olímpico ha terminado para la española. Se ha quedado sin medalla. La preparación de la temporada estará enfocada ahora a la Copa del Mundo, donde también tiene muchas opciones. Turín 2006 pasará a la historia del esquí español como los Juegos en los que Rienda perdió la gran oportunidad de su carrera.La estadounidense Julia Mancuso, que ya había marcado el mejor tiempo en la primera manga, fue la ganadora de la medalla de oro. La finlandesa Tanja Poutitinen y la sueca Anna Ottosson le acompañarán en el podio de la prueba. La gran favorita, la también sueca Anja Paerson, sólo pudo ser sexta tras haber acabado la primera manga en el segundo puesto. Julia Mancuso, tercera en el gigante de los Mundiales de 2005, sorprendió a las grandes favoritas y se apuntó su primer título olímpico. Acabó con 67 centésimas de renta sobre Poutiainen, subcampeona mundial de eslalon y gigante en 2005, y 1.14 sobre la sorprendente Anna Ottosson.Sueño roto en la primera manga

Rienda, que llegó a la pista de Sestriere como una de las grandes aspirantes al podio, si no al oro, sólo pudo ser decimoséptima en la primera manga, y en la segunda sólo pudo remontar cuatro posiciones, para terminar en decimotercera posición.

La granadina fue la primera en tomar la salida en la primera bajada, pero su tiempo inaugural de 1:02.28 fue superado paulatinamente por cuantas iban saliendo tras ella. La española se tomó un ligero respiro con el descenso de la austríaca Marlies Schild, que fue la primera en marcar un tiempo peor al suyo. Al final, la granadina fue superada por hasta dieciséis esquiadoras, muchas de ellas a años luz de su palmarés, lo que complicaba sobremanera sus opciones de meterse en el podio.

Y en el segundo descenso Rienda sólo pudo ganar cuatro plazas para quedarse a casi tres segundos de la medalla de oro.

La búsqueda de la tercera medallaMaría José Rienda buscaba en Turín 2006 la tercera medalla olímpica del deporte invernal español, tras las dos únicas logradas hasta la fecha, por los hermanos Francisco y Blanca Fernández-Ochoa, en las pruebas de eslalon de Sapporo (Japón) en 1972 -oro- y Albertville (Francia) -bronce-

La española buscaba la tercera medalla olímpica del deporte invernal español, tras las dos únicas logradas hasta la fecha, por los hermanos Francisco y Blanca Fernández-Ochoa, en las pruebas de eslalon de Sapporo (Japón) en 1972 -oro- y Albertville (Francia) -bronce-.