La Corte de Apelaciones desafuera a Pinochet por dos nuevos crímenes

Considera que el ex dictador debe ser enjuiciado sin privilegios sobre su responsabilidad en el secuestro y fusilamiento de dos disidentes

AGENCIAS | SANTIAGO DE CHILE

El pleno de la Corte de Apelaciones de Santiago ha decidido hoy, por 17 votos a favor y seis en contra, retirar su inmunidad judicial y desaforar al ex dictador chileno Augusto Pinochet por dos nuevos crímenes del caso 'Caravana de la Muerte'. El tribunal considera que el anciano militar de 90 años debe ser enjuiciado sin privilegios para determinar su responsabilidad en el secuestro y posterior fusilamiento de Wagner Salinas y Francisco Lara, ejecutados por militares el 5 de octubre de 1973.

Estos dos casos no habían sido incluidos en el primer proceso que afectó a Pinochet por la 'Caravana de la Muerte' y que fue instruido por el hoy retirado juez Juan Guzmán. En 2002 Pinochet fue sobreseído definitivamente por la Corte Suprema por razones de salud. Con el nombre de 'Caravana de la Muerte' se conoce a una comitiva militar encabezada por el general Sergio Arellano Stark que en 1973 ejecutó a 75 presos políticos en un recorrido por Chile.

Según consta en el proceso, Salinas y Lorca fueron trasladados a Santiago de Chile y recluidos, por orden de Arellano, en el regimiento 'Tacna', donde fueron vistos con vida por testigos hasta el 3 de octubre siguiente. Sin embargo, el 5 de octubre sus cadáveres, acribillados, fueron encontrados en la capital. Según se conocía durante la audiencia de hoy, la orden de que fuesen trasladados a Santiago de Chile después de su detención fue dada por el propio Augusto Pinochet.

La defensa sostiene que el caso fue sobreseído

Durante los alegatos, el abogado Gutiérrez ha sostenido que el desafuero era pertinente porque los casos de Salinas y Lorca fueron conocidos después del sobreseimiento definitivo de Pinochet, dictado el 1 de julio de 2002 por la Corte Suprema sobre la base de que el ex gobernante padecía una demencia "subcortical irreversible". La defensa del nonagenario general retirado, representada por el abogado Fernando Rabat, mantenía por su parte que el desafuero no correspondía por haber sido el imputado sobreseído definitivamente en el proceso y, por tanto, debía aplicarse el principio de "cosa juzgada".

En enero de 2001, el juez Juan Guzmán Tapia, entonces a cargo del caso, procesó a Pinochet como autor de 57 homicidios y 18 secuestros calificados cometidos por la Caravana de la Muerte y ordenó su arresto. Posteriormente, la Corte de Apelaciones rebajó la calificación de los delitos a encubridor, a lo que siguió una larga batalla judicial centrada en la salud del ex dictador, que culminó con el sobreseimiento decidido por la Corte Suprema.

Augusto Pinochet está actualmente procesado por el juez Víctor Montiglio como autor de nueve secuestros (desapariciones) cometidos en el marco de la Operación Colombo, montada en 1975 para encubrir la desaparición de 119 opositores. También está procesado por cuatro delitos de corrupción por el juez Carlos Cerda, en el juicio abierto tras el descubrimiento de las millonarias cuentas secretas que manejaba en el exterior, y es investigado por un quinto, malversación de fondos públicos, por el que fue desaforado hace un par de semanas.