El mejor customizador de motos es granadino

Joaquín Montero, ganador del primer premio de customización en el Mulafest/PEPE MARÍN
Joaquín Montero, ganador del primer premio de customización en el Mulafest / PEPE MARÍN

Joaquín Montero, ganador del primer premio en la categoría de personalización de motos en el Mulafest de IFEMA

ÁNGELA MORÁNGranada

La cultura 'Custom' o de la personalización está de actualidad. En España se celebran decenas de festivales moteros en los que se otorgan premios a las mejores motos y a sus creadores. Joaquín Montero se ha impuesto como el mejor customizador de motos en el Mulafest de Madrid en el Bike Show Cult, el mayor concurso de personalización de España al que asistieron artistas y constructores nacionales e internacionales del Streetstyle, Custom y Freestyle . El término customizar se refiere a la modificación de motos, coches, bicicletas y todo tipo de vehículos con el objetivo de plasmar la personalidad del dueño en estas máquinas. El objetivo es conseguir destacar ante los diseños industriales e impersonales impuestos por las grandes producciones.

Creaciones de diversos estilos, Bobber, Chopper, Cafe Racer, Drag Style y Japan Style, son los modelos con los que suele trabajar Joaquín Montero y dice tener especial interés en el último de ellos.

Motos estructuradas o simplemente una idea a desarrollar, entran en su particular taller casero con un aspecto totalmente diferente al que muestran después de pasar por las manos de Montero.

Desde su primer trabajo, una 'Spitfire' –una moto Sportster que transformó en una Cafe Racer en 2010–, se han sucedido nueve obras más y confiesa que no serán las últimas. Ha alcanzado un puesto de prestigio a nivel nacional y su nombre suena entre los entendidos de este mundillo como un «referente de la cultura Custom en España».

Las principales revistas de motos españolas, Biker Zone, Custom Machine, Xtreme Bikes, Revival of the Machine y Chopper On, –esta última ya no existe–, han sacado en varias ocasiones en portada las invenciones de Joaquín Montero.

«Medio granadino, medio malagueño», según se define el creador, ha confeccionado desde 2010 una «fabrica de sueños» en el garaje de su casa. 'Zombie Garage', así bautizado porque sus amigos le pusieron 'Zombie' como mote a partir de una desafortunada caída con el skate de la que, dice, se levantó «como un muerto viviente».

Desde la inauguración del taller se han sucedido numerosos reconocimientos en los 'Bike Shows' –competiciones en las que motos espectacularmente customizadas son exhibidas como auténticas obras de arte–. Castellón, Bizkaia, Faro y en el Granada Art y Urban Moviement (GRAUM), entre otros, han visto como este transformador ha pisado el puesto más alto de los podios. Creaciones que a modo de 'hobby' va confeccionando y nombrando como los patinadores profesionales que admira o con las marcas patrocinadoras de este deporte con más auge en los años 80 y 90.

Montero ha recibido encargos que ha solucionado en un par de meses y desarrolla: «Al final el precio se rige por la cantidad de modificaciones pero el presupuesto puede oscilar entre los 3.000 y los 25.000 euros en los interesados que no entregan una moto». Un artista que, además, quiere demostrar que «en Granada se pueden crear motos maravillosas y no hace falta desplazarse 2.000 kilómetros para poder cumplir un sueño», explica Montero. No se trata de un cometido en solitario, sus invenciones se completan en colaboración de un equipo local formado por diferentes especialistas del sector del motor matizando algunos detalles en relación con los acabados o con la electricidad.

«Son motos que aunque parezcan invenciones disparatadas pueden homologarse y recorrer kilómetros, no obstante, algunas sólo se muestran en los expositores», clarificó el promotor de 'Zombie Garage'. Neumáticos enormes, manillares imposibles y chasis extravagantes son, en definitiva, la seña de identidad de estos artífices.