Hallan el cadáver de un hombre en una casa okupada

Trabajadores de la funeraria y emergencias trasladan el cadáver del hombre fallecido. /ALFREDO AGUILAR
Trabajadores de la funeraria y emergencias trasladan el cadáver del hombre fallecido. / ALFREDO AGUILAR

Dos compañeros del fallecido lo encontraron inconsciente y avisaron a la Policía Local, Nacional y a los servicios sanitarios, que certificaron su muerte

Rosa Soto
ROSA SOTOGRANADA

Un varón, de nacionalidad italiana y cuya edad aún no ha trascendido, apareció ayer muerto en una vivienda okupada de la calle Marqués de Falces, en la zona Centro de la ciudad. Las informaciones recabadas por IDEAL apuntan a que puede tratarse de un indigente que compartía el inmueble con otras personas en su misma situación. Efectivos de la Policía Nacional y Policía Local se desplazaron hasta la zona para recabar pruebas sobre lo que pudo suceder. En un principio también se requirió la presencia de Bomberos para derribar la puerta del domicilio. El servicio de emergencias del 112 recibió una llamada sobre las 10.50 horas en la que se pedía la presencia de las fuerzas del orden público para entrar a una vivienda donde al parecer había una persona muerta. Tras entrar en el piso se encontraron a un varón muerto y se activó el protocolo judicial pertinente para averiguar las causas de este fallecimiento. De momento, Policía Nacional ha abierto una investigación para determinar qué ha ocurrido y cuál es la causa de la muerte.

Fueron dos compañeros del fallecido los que encontraron el cuerpo sin vida del hombre y dieron la voz de alarma llamando al servicio de emergencias, que alertó también a los diferentes cuerpos de seguridad. Los dos hombres pensaron inicialmente que estaba inconsciente, tumbado sobre una cama en una habitación, pero al no reaccionar a ningún estímulo llamaron al 112.

Cuando llegaron los sanitarios únicamente pudieron certificar el fallecimiento del hombre, que no presentaba signos de violencia. Actualmente la Policía Nacional no descarta ninguna hipótesis. Los compañeros del fallecido, que prefieren permanecer en el anonimato, creen que la muerte podría estar relacionada con los supuestos «problemas de adicción a algún estupefaciente que arrastraba desde hacía algún tiempo», aunque no aportaron más detalles.

Tras la inspección del cuerpo y del domicilio por parte de la Policía Científica, procedieron al levantamiento del cadáver y a su traslado al Instituto de Medicina Legal, donde se le practicará la autopsia para determinar las causas exactas del fallecimiento. Asimismo, la Policía Nacional está intentado localizar a la familia del fallecido para informarle del suceso y proceder a la entrega del cuerpo.

 

Fotos

Vídeos