La salida de dos AVE a Madrid y Barcelona genera colas en el control de seguridad

Los pasajeros se disponen a pasar el control de seguridad en la estación de Andaluces/ALFREDO AGUILAR
Los pasajeros se disponen a pasar el control de seguridad en la estación de Andaluces / ALFREDO AGUILAR

Los dos trenes han partido con minutos de retraso para que los viajeros no perdieran su asiento

PILAR GARCÍA-TREVIJANO

Con 6 minutos de retraso acumulado, el segundo tren de viaje comercial que parte a Madrid dejaba la estación. Largas colas en la terminal para acceder al control de seguridad. Andaluces está a rebosar. La salida hacia la capital ha coincidido con otro AVE a la Ciudad Condal.

600 personas, 300 en cada tren, han pasado esta media tarde por el escáner, una media reglamentaria e indispensable para que los usuarios puedan acceder a la vía y que responde a las precauciones del plan de protección de alerta terrorista, situada en el nivel 4.

Los pasajeros a Madrid y Barcelona han esperado un cuarto de hora para pasar el control y tomar asiento en el convoy.

«He tenido que esperar un buen rato. He llegado aquí antes de las 15.00 horas. He salido con tiempo del hotel porque sabía que hoy entraba en funcionamiento y no quería correr el riesgo», ha asegurado a este medio la catalana Marisa Sánchez.

Más sobre el AVE a Granada

En el interior de la estación, el interventor agilizaba el tránsito de turistas indicando a los rezagados el destino de las dos hileras de personas que se han formado.

Aparentemente, el día está transcurriendo sin incidentes. Andaluces se adapta a la puesta en marcha del servicio. Esta mañana las pantallas no indicaba la llegada de trenes. El error se solventó sin incidentes, sin embargo el personal de Adif ha declarado a este medio que ha habido un error a la hora de introducir el trayecto a Barcelona. En el ordenador se podía leer que un tren zarparía con destino Antequera a las 15.35, sin embargo, la ruta tiene su punto final en la ciudad catalana.

Los clientes con un billete a Barcelona tardarán 6 horas en apearse del AVE. El convoy hace parada en Antequera, Córdoba, Zaragoza, Lleida y Tarragona. Cuando las agujas del reloj han dado el horario de salida previsto, aún quedaban un centenar de personas en el interior de la estación. El tren ha abandonado andaluces con nueve minutos de retraso.