Vecinos de Motril montan turnos de vigilancia de 24 horas para que no sigan las obras del centro de inmigrantes