Rescatan en Motril a un menor que había viajado desde Marruecos escondido en uno de los huecos de amarre

El polizón se había ocultado en unos plásticos de color negro

R. I.GRANADA

La Guardia Civil ha rescatado en el puerto de Motril a un menor marroquí, de 15 años de edad, que viajaba de polizón en un ferri procedente de Marruecos.

El joven polizón había viajado escondido en el hueco de la bita de amarre del costado de estribor del buque Miramar Express, que cubre la línea regular entre Nador (Marruecos) y Motril.

El práctico del puerto de Motril al hacer la maniobra de atraque del buque observó un bulto extraño en el hueco por el que se descuelga uno de los cabos de amarre y sospechó que pudiera tratarse de un polizón. Alertó a la Policía Portuaria y esta a la Guardia Civil, ya que el rescate del polizón debía de hacerse desde el mar.

Los agentes del Servicio Marítimo de la Guardia Civil de Motril se dirigieron hasta la banda de estribor del ferri, abarloaron la patrullera hasta el hueco donde estaba escondido el menor y escalaron hasta él. Después colocaron una cuerda de seguridad y entre dos agentes descendieron con todo el cuidado posible al niño hasta la cubierta de la patrullera. Una vez rescatado lo condujeron a tierra para realizar los trámites legales establecidos.

La Guardia Civil sospecha que el menor escaló a través del cabo de amarre hasta dicho hueco en el casco del buque en el puerto de Nador y allí trató de ocultarse escondiéndose entre unos plásticos de color negro hasta que llegara a puerto en Motril.

A lo largo de este mes de diciembre de 2018 el Servicio Marítimo de la Guardia Civil de Motril ha auxiliado a 524 personas, 498 migrantes subsaharianos y 26 magrebíes que pretendían llegar a las costas españolas.