La fiscalía archiva la denuncia por los pagos a la tv del hijo de Benavides

El exalcalde de Almuñécar Juan Carlos Benavides./JAVIER MARTÍN
El exalcalde de Almuñécar Juan Carlos Benavides. / JAVIER MARTÍN

Entiende que los hechos ocurridos entre 2003 y 2005 son susceptibles de ser calificados como un presunto delito de «cohecho continuado» que estaría prescrito

M. N.ALMUÑÉCAR.

El Ayuntamiento de Almuñécar ha recibido la notificación de la fiscalía provincial en la que le comunica el archivo de su denuncia sobre supuestas irregularidades de la época en la que era alcalde Juan Carlos Benavides. Se trataba de documentación relativa a convenios urbanísticos y otro tipo de trámites que el Ayuntamiento de Almuñécar firmó con empresas en torno al año 2005 y las posteriores facturas de pagos de esas mismas compañías a la Mercantil Onda Tropical. S. A., la televisión local que dirigía en aquel momento el hijo de Benavides.

Según el relato que remitió el Ayuntamiento de Almuñécar a la fiscalía, el medio de comunicación privado era propiedad de personas cercanas al partido del entonces alcalde. El pasado 21 de enero, el Ayuntamiento trasladaba a la Fiscalía especial contra la Corrupción y la Criminalidad Organizada un escrito de doce folios acompañado de hasta 99 documentos, por si apreciaba algún indicio de delito que se desprendiera de la gestión del entonces alcalde.

Convenios

El Ayuntamiento alegó que recibió las facturas de manera anónima con un sobre bajo la puerta

La documentación acreditaba pagos a la televisión por parte de empresas que habían realizado algún tipo de gestión o firmado convenios, en los días anteriores, con el Ayuntamiento de Almuñécar, lo que levantó las sospechas del actual gobierno local. La fiscalía especial contra la corrupción trasladó esta documentación el pasado 16 de abril a la Fiscalía provincial, que abrió diligencias de investigación penal.

Ahora, en un decreto con fecha 23 de abril, la fiscal Emilia A. Rancaño, propone al fiscal jefe provincial de Granada archivar estas diligencias al estar prescrito el supuesto delito.

«Los hechos objeto de la presente actuaciones son susceptibles de ser calificados como un presunto delito de cohecho continuado tipificado en el artículo 425 en relación con el artículo 74 del código penal vigente en el momento de los hechos. En atención a las penas señaladas para este delito así como las reglas establecidas el plazo de prescipción es de cinco años», señala el decreto de la fiscalía provincial al que ha tenido acceso IDEAL.

«Considerando que los pagos efectuados a la mercantil representada por el hijo del exalcalde de Almuñécar se efectúan en un periodo comprendido entre los años 2003 y 2005 aproximadamente, puede concluirse que los mismos se encuentran prescritos por lo que, en aplicación de dichas disposiciones debe considerarse extinguida la responsabilidad criminal derivada de estos», concluye.

La investigación no ha entrado por tanto a dilucidar si existió conexión entre las operaciones que estas empresas firmaban con la administración local en aquel momento y sus pagos posteriores a la televisión local privada que en aquella fecha operaba en Almuñécar en tanto que si hubiera responsabilidad penal estaría extinguida. El actual gobierno de Almuñécar del Partido Popular decidió enviar la documentación a la Fiscalía Anticorrupción, el pasado mes de enero, con el aval de un acuerdo del pleno municipal.