Un barco limpia la mancha flotante de Salobreña y toma muestras para buscar su origen

Salobreña, libre de mancha de mugre/JAVIER MARTÍN
Salobreña, libre de mancha de mugre / JAVIER MARTÍN

La alcaldesa tranquiliza a los bañistas dejando claro que la calidad del agua sigue siendo buena y está en perfecto estado para el baño

Rebeca Alcántara
REBECA ALCÁNTARAMotril

La mancha de suciedad que apareció hace unos días en Salobreña ya ha desaparecido. Esta mañana a primera hora, tal y como anunció ayer la alcaldesa, un barco pasaba por la zona para eliminar los restos de suciedad y tomar muestras que después se analizarán. Ya entonces apenas quedaba rastro de la espuma blanca que, especialmente este fin de semana, había inquietado a los bañistas. Ahora se analizará cuál es el origen de esta mancha flotante.

La alcaldesa de Salobreña, María Eugenia Rufino, afirma que no se trata de un problema exclusivo del municipio y deja claro que el agua ha sido en todo momento apta para el baño. En cualquier caso, señala que los servicios de limpieza seguirán atentos.

Además, los técnicos del Ayuntamiento ya han solicitado a la Junta un nuevo análisis de la calidad del agua, que se hará el próximo lunes, para corroborar que la calidad de la misma sigue siendo «muy buena», tal y como se apuntaba en los últimos estudios que se realizaron a final de julio.

El objetivo principal ahora es intentar averiguar cuál es el origen de esta mancha que cada verano aparece en la zona que hay entre La Guardia y el Peñón y que perjudica a la imagen del municipio costero en una época en la que la zona está llena de turistas.

Los expertos reconocen que, tal y como dijo ayer la alcaldesa, no es fácil saber de dónde viene una mancha de este tipo. Desde el Aula del Mar de Granada indican que en Málaga se han hecho algunos estudios de lo que allí denominan 'natas'. En el caso de la mancha que apareció el año pasado en Salobreña, se dedujo que el origen era una acumulación de microalgas, pero si se tratara de eso el aspecto sería verdoso, algo que no parece coincidir con lo que se ha visto este fin de semana en la zona.

Puede tratarse también de algún tipo de vertido, que incluso puede llegar desde otro municipio, pero también es algo seguro. Dependerá, en gran parte de los análisis, determinar qué es y por qué aparece.

Desde el Aula del Mar apuntan que tal vez sería apropiado recoger muestras cada año para poder compararlas, ya que se trata de un problema que se repite todos los veranos.

En cualquier caso, todo apunta a que fue el temporal de poniente lo que hizo reparecer esta mancha. Una vez que se vaya, la limpieza de las playas del municipio volverá a hacerse a mano por parte de las cuadrillas que desde el año pasado, red en mano, se encargan de retirar todos los desperdicios que hay en la zona.