Alumnos con discapacidad crean un jardín de los sentidos para que lo visiten los niños motrileños

Representantes públicos en el recorrido inaugural del jardín. /Javier Martín
Representantes públicos en el recorrido inaugural del jardín. / Javier Martín

El centro de educación especial Luis Pastor abre sus puertas para mostrar el trabajo de sus alumnos a todos los colegios

Mercedes Navarrete
MERCEDES NAVARRETE

Tras meses de duro trabajo y esfuerzo, los alumnos del centro de Educación Especial Luis Pastor de Aprosmo han creado un maravilloso jardín en el que se pueden estimular los sentidos disfrutando del olor de las plantas aromática o de la música de curiosos instrumentos. Los representantes públicos han sido hoy los primeros en recorrer este espacio realizado por los alumnos con discapacidad del centro, que se ha recogido en las actividades de la guía educativa y que ha abierto sus puertas para que lo visiten y lo disfruten todos los alumnos de Primaria, Educación Especial e Infantil de los distintos colegios de Motril y los pueblos anejos. El jardín del centro Luis Pastor se podrá visitar durante todo el curso académico de 10.00 a 12.00 horas.

La alcaldesa de Motril, Flor Almón, el delegado de Igualdad, Salud y Políticas Sociales de la Junta, Higinio Almagro, el teniente de alcalde Francisco Sánchez-Cantalejo, los concejales Gregorio Morales (Servicios Sociales) y Mercedes Sánchez (Educación), el director del C.E.E Luis Pastor, Antonio Ramírez, el vicepresidente de la entidad, José Manuel Chica o el presidente del puerto, Francisco Álvarez de la Chica componían el grupo que ha tenido el privilegio de inaugurar el jardín sensorial. Y se se han quedado encantados.

Según explicaron desde Aprosmo, los jardines sensoriales son proyectos educativos que permiten aprender cuestiones sobre la naturaleza así como explorar y estimular los sentidos el alumnado, ayudando a mejorar la memoria, la concentración, la cohesión en el grupo y la capacidad creativa, «siempre bajo la premisa de aprender jugando».

«Orgullo de Motril»

Tras el recorrido, Almón destacaba el «espectacular trabajo» que ha realizado el alumnado del centro para crear un espacio en el que la persona que lo visita participa activamente, recorriendo los diferentes paneles táctiles informativos, pasando por el pasillo sensorial, acercándose a las jardineras con plantas aromáticas, viendo el formidable jardín vertical, paseando junto al estanque o la pérgola de colores y tocando los instrumentos musicales.

«El centro de educación especial Luis Pastor de Aprosmo es un ejemplo de buen hacer educativo y de trabajo por la integración. Este jardín sensorial es un buen ejemplo de ello», subrayaba la alcaldesa quien incidió en que Aprosmo y Motril tienen un vínculo muy especial. «Han conseguido enorgullecer a toda nuestra ciudad», dijo.

Flor Almón manifestó también que Aprosmo se ha convertido en un referente comarcal, provincial, andaluz y nacional en la asistencia a personas con diversidad funcional «y en un modelo a seguir» para muchas otras asociaciones.

Por su parte, Higinio Almagro, destacó que la iniciativa de Aprosmo es novedosa en el conjunto de Andalucía, «como otras tantas en su larga trayectoria en defensa de los derechos de las personas con diversidad; un jardín sensorial que es mucho más que un jardín. Es un espacio para estimular los sentidos con un claro objetivo terapéutico dirigido a niños y niñas con necesidades educativas especiales». Almagro recordó que Aprosmo ofrece una gran diversidad de recursos y que la Junta de Andalucía cuenta con más de 200 plazas concertadas en sus centros, en los que invierte anualmente alrededor de 2,5 millones de euros.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos