Cárcel para el acusado de apuñalar a su expareja en Granada

El lugar de los hechos, el pasado jueves/ALFREDO AGUILAR
El lugar de los hechos, el pasado jueves / ALFREDO AGUILAR

Se le investiga por la comisión de un supuesto delito de homicidio o asesinato

R. I. / EFE

El Juzgado de Violencia sobre la Mujer número 1 de Granada ha tomado declaración al acusado de apuñalar hace una semana a su expareja en la plaza de la Libertad de Granada y ha ratificado su ingreso en prisión provisional, comunicada y sin fianza, pedida por la Fiscalía y la acusación particular.

Fuentes del Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA) han informado de que se le investiga por la comisión de un supuesto delito de homicidio o asesinato, aunque la calificación definitiva se decidirá una vez que presten declaración la víctima y los testigos del hecho.

Este hombre, de 36 años, ya ingresó en prisión el pasado 18 de mayo por orden, entonces, del juzgado que se encontraba de guardia.

Por otra parte, fuentes sanitarias han detallado que la mujer agredida, de 32 años, permanece estable en la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI) del Hospital Virgen de la Nieves, con buena evolución de sus lesiones.

Los hechos ocurrieron sobre las 21.00 horas del pasado jueves en la céntrica Plaza de la Libertad de Granada capital, donde, supuestamente, el hombre apuñaló a su expareja y huyó hasta la cercana Plaza de Los Naranjos, en cuyo entorno fue arrestado por agentes de la Policía Local.

La mujer, madre de una menor, era usuaria de una casa de acogida para víctimas de maltrato y del Sistema de Seguimiento Integral en los casos de Violencia de Género (Sistema VioGén) del Ministerio del Interior pero por hechos relacionados con una relación anterior.

Era usuaria desde el pasado mes de noviembre de una de las casas de acogida de las que Instituto Andaluz de la Mujer (IAM) dispone en Granada porque en su día interpuso en Málaga una denuncia contra otra expareja suya por maltrato.

La subdelegada del Gobierno en Granada, Inmaculada López Calahorro, informó la semana pasada de que la funcionaria de la Unidad de Familia y Mujer de la Policía Nacional (UFAM) que hacía el seguimiento de la mujer no tenía conocimiento de la supuesta relación que mantenía o mantuvo con el hombre que la apuñaló, ya que ella en ningún momento se lo había comunicado.