La borrasca 'Helena' provoca 45 incidencias en sus primeras horas en la provincia de Granada

Ramón L.Pérez

Emergencias atiende contratiempos relacionados con el viento y la lluvia en las horas previas a que arranque el temporal

PILAR GARCÍA-TREVIJANO Y Á.L

La borrasca Helena ya ha dejado las primeras incidencias en la provincia de Granada, a pesar de que la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET) no esperaba que la inestabilidad atmosférica comenzara hasta las siete de la tarde. Este fin de semana se esperan vientos, nieve y lluvias con cierta intensidad en casi todos los rincones del Poniente granadino. En la mañana de este viernes los primeros signos del temporal que se cierne sobre Granada se han dejado notar en la Costa, donde el viento ha derribado dos árboles.

Además de los dos árboles que ha tumbado el viento, Emergencias ha registrado un total de 45 incidentes relacionados con la lluvia durante la mañana y piden a los usuarios que extremen la precaución, petición a la que se suma la Guardia Civiul de Tráfico y los Bomberos, que de momento no han tenido que intervenir en ningún aviso. La AEMET ha activado alerta amarilla por viento, nieve y fenómenos costeros. Se espera que el aire se mueva con intensidad en la Cuenca del Genil, Guadix y Baza vientos de componente oeste.

En cuanto a la nieve, la previsión es que pueda haber una acumulación de nieve de hasta 2 centímetros de profundidad entre viernes y sábado también en la Cuenca del Genil, Guadix y Baza. De hecho, la probabilidad de que caigan los primeros copos del año en la ciudad es alta, rondando el 50% y a alturas bajas: desde los 1.200 metros este viernes y los 800 el sábado. En las cotas más bajas predominará la lluvia.