Premian a una cirujana de Granada por una novedosa técnica para los niños con mandíbula muy pequeña

Premian a una cirujana de Granada por una novedosa técnica para los niños con mandíbula muy pequeña

Adoración Martínez, que trabaja en el hospital Materno Infantil de Granada, ha recibido este reconocimiento nacional por un artículo en el que detalla cómo aplica esta técnica

EFEgranada

La Sociedad Española de Cirugía Maxilofacial ha distinguido con su premio Lorenzo Castillo a la cirujana Adoración Martínez por la publicación de una novedosa técnica, la distracción ósea, que permite intervenir a niños que nacen con una mandíbula tan pequeña que no pueden respirar ni comer.

Martínez, cirujana maxilofacial en el hospital Materno Infantil de Granada, ha recibido este reconocimiento nacional por un artículo en el que detalla cómo aplica esta técnica para intervenir a niños de alrededor de un mes que nacen con una aguda malformación en la mandíbula, que se presenta tan pequeña que requiere su intubación inmediata.

Esta especialista ha detallado a Efe que la operación se realiza a bebés que presentan, en ocasiones asociado a diferentes síndromes, una mandíbula excesivamente pequeña que provoca que la lengua se desplace hasta la faringe, lo que les impide respirar y alimentarse.

Martínez ha explicado que, en casos agudos de esta malformación, los bebés tienen que ser intubados para facilitar que respiren y alimentados por sonda hasta que aproximadamente con un mes de vida son operados con este técnica de distracción ósea.

"Se espera mínimo un mes para operar con el objetivo de evitar el estrés quirúrgico", ha detallado esta especialista, única en Andalucía en practicar este tipo de operaciones de manera habitual junto a algún caso aislado en hospitales sevillanos.

La intervención consiste en fracturar la mandíbula para insertar unos tornillos en los que se ejerce presión para expandir y crear hueso y con esta cirugía se logra ampliarla en un plazo aproximado de dos semanas.

Las primeras publicaciones sobre esta técnica, en la que se ha especializado esta cirujana, aparecieron en 2002.

Esta malformación tiene una baja afección, con menos de una decena de casos anuales realizados en este hospital de Granada, referente en Andalucía, aunque suelen ir asociados a otras dolencias como el labio y fisura palatina, que también opera Martínez en el hospital Virgen de las Nieves de Granada.

Esta cirujana maxilofacial especializada en pediatría interviene además a niños con asimetría o malformaciones cráneofaciales, casos en los que la mitad de la cara crece pero la otra no, para lograr uniformidad y mayor funcionalidad en los pequeños.