IU denuncia que el Ayuntamiento quiere modificar la norma que afecta a los cargos de confianza

Puentedura asegura que los cargos de confianza le cuestan a la ciudad más de 1.500.000 euros al año

El portavoz de Izquierda Unida en el Ayuntamiento de Granada, Francisco Puentedura, ha denunciado que el equipo de gobierno municipal inicie una reforma urgente y express del Reglamento Orgánico Municipal (ROM), con objeto de salvar los altos cargos del Ayuntamiento que son elegidos a dedo entre el personal de confianza del PP y del alcalde de Granada. De este modo el edil de la formación de izquierdas critica que en el Reglamento Orgánico Municipal el PP pretenda introducir una artículo en el que exceptúa a los Coordinadores y Directores Generales de Área de la obligación de ser funcionarios del Ayuntamiento o de otra administración, para así poder elegir a dedo a estos altos cargos entre sus amiguetes.

Según explica Puentedura, la Ley que Reforma la Administración Local señala que el nombramiento de nuevos altos cargos debe realizarse entre el personal funcionario del Ayuntamiento o de otras administraciones, como medida de ahorro en el coste de los puestos directivos, sólo excepcionalmente se permite que no sean funcionarios, si por el desarrollo de sus funciones está justificado para ello esta excepcionalidad de ser funcionario público debe recogerse en el Reglamento Orgánico Municipal, motivo por el cual se ha hecho esta reforma.

Para Puentedura esta modificación del ROM no está justificada pues no es obligatoria, sino potestativa del Ayuntamiento. Además el edil de IU asegura que el gobierno municipal del PP ha abusado de estas excepciones a lo largo de su trayectoria convirtiéndolas en norma. Como ejemplo señala como el PP ha nombrado ocho coordinadores de área más ocho directores generales de las mismas áreas que se solapan en sus funciones suponiendo un coste al año de más 1.500.000 euros en sueldos. De estos 16 altos cargos, siete no son funcionarios lo que supone un coste añadido de cerca de 700.000 euros al año que podría ahorrarse el Ayuntamiento si estos puestos hubiesen sido cubiertos con personal funcionario propio.

Para portavoz municipal de la coalición de izquierdas el PP utiliza y abusa de su mayoría absoluta para salvar altos cargos afines a su partido entre ellos puestos que han sido nombrados incumpliendo la ley. De este modo Puentedura denuncia como "en los últimos meses el gobierno municipal ha nombrado provisionalmente una Directora General de Personal tras su jubilación y un Coordinador General de la misma área, tras una sentencia judicial que revocaba su nombramiento por irregular, algo que ha hecho sin ser funcionarios de carrera lo que la ley impide por no estar recogida esta excepcionalidad en el ROM, es por ello que plantean esta reforma Express. Para el concejal de IU estos procedimientos son una burla a la ley y a la ciudadanía, pues a los que ahora cesen volverán a nombrarlos después de una modificación de la normativa espúrea, hecha para blindar a altos cargos del PP.