Una sentencia anula el decreto municipal que dejó sin licencia el Zaidín Rock de 2012

En ella se afirma que hubo «un cierto retraso desleal» del Ayuntamiento al notificar que faltaban documentos. El Consistorio recurrirá

J. F. B.GRANADA
Agentes de Policía Local, durante la celebración de las fiestas del Zaidín de 2012. :: G. M./
Agentes de Policía Local, durante la celebración de las fiestas del Zaidín de 2012. :: G. M.

El festival del Zaidín de este año ha sido una escenificación del acercamiento entre el equipo de gobierno del Ayuntamiento de Granada y la asociación de vecinos del barrio. Si en 2012 no hubo un solo concejal del PP en la entrega de los clásicos Gorriones, en la edición de este año se vieron en abundancia los ediles populares por allí. Una sentencia del Juzgado de lo Contencioso-Administrativo Número 4 ha venido a zanjar los flecos pendientes que arrastraban desde el año pasado. El escrito estima el recurso de los vecinos y anula el decreto municipal que dejaba sin licencia el festival. Queda en el aire, al quedarse sin base, la multa de 7.500 euros dirigida contra los directivos de la asociación, que es la organizadora del festival de rock más antiguo de España. Desde el Consistorio se ha anunciado que se recurrirá la sentencia.

La sentencia recopila lo ocurrido en el verano de 2012. Recoge que la Asociación de Vecinos del Zaidín solicitó la licencia de actividad para el festival de rock el día 1 de agosto. Sin embargo, hasta el día 28 de agosto, el Ayuntamiento no notifica a los organizadores que faltan documentos en la solicitud. Dice textualmente la sentencia que, «habiéndose emitido el informe exigiendo la subsanación el día 3 de agosto de 2012, llama poderosamente la atención que no se notificara a la parte actora hasta el 28 de agosto».

Plazos legales

Los vecinos cumplimentan estos papeles el día 4 de septiembre, y ese mismo día se dicta una resolución en la que se accede a lo solicitado, condicionada a que se entreguen otros nuevos documentos. Se autoriza incluso la ocupación de la vía pública entre los días 6 y 9 de septiembre, fecha en la que se celebraba el evento. Sin embargo, al día siguiente 5 de septiembre se emite un nuevo informe técnico en el que se apunta que la documentación obrante en el expediente está incompleta, «pese a que la misma había sido aportada en gran medida, lo que se cumplimenta con fecha 8 de septiembre», según se recoge en la sentencia, a la que tuvo acceso este periódico. Sin embargo, el área de licencias determina el mismo día 6 de septiembre que la actividad no puede entrar en funcionamiento, «sin justificar por qué, al entender que se ha desistido de la solicitud al no haberse presentado la documentación exigida», apunta la sentencia.

La sentencia deja sin efecto la resolución del área de Medio Ambiente, de 6 de septiembre de 2012, por la que se procedía al archivo del expediente de solicitud de licencia para la celebración del Festival de Rock del Zaidín del año 2012, por entender que no se dispusieron de los diez días que otorga la ley para subsanar la solicitud desde que se recibió el requerimiento hasta que se presenta la documentación. No obstante, dice la sentencia, los recurrentes hicieron un importante esfuerzo por presentar a la Administración la documentación exigida. Y añade que la resolución impugnada «no motiva con claridad qué documentos no han sido presentados».

Por todo ello, la sentencia estima el recurso presentado por los vecinos. De esta forma, al estar dentro de plazo para solicitar licencia, queda en el aire la multa que se dirigió contra la asociación. La sanción de 7.500 euros que se dirigió contra los directivos de la asociación, para poder cobrar la cantidad, también debería anularse.