El hospital Ruiz de Alda de Granada, saturado

Los pacientes se quejan de esperas de 24 a 36 horas en Urgencias para recibir cama

M. V. COBOGRANADA
Mientras no se liberan camas, los pacientes aguardan en salas del servicio de Urgencias. / G. MOLERO/
Mientras no se liberan camas, los pacientes aguardan en salas del servicio de Urgencias. / G. MOLERO

El Hospital General, más conocido como Ruiz de Alda, colgaba ayer el cartel de "completo". La gripe A y las descompensaciones típicas de estos meses en enfermos crónicos había dejado a este recinto hospitalario sin camas libres. «Estamos llenos, pero no puede calificarse la situación de catastrófica ni de dramática, porque en cuestión de horas las camas libres fluctúan», decía ayer el director médico del Virgen de las Nieves, Antonio Reina. Hasta 36 horas de espera tuvieron que soportar algunos de los usuarios que entraban al complejo sanitario y necesitaban ser ingresados posteriormente. En concreto, un señor mayor que acudió a Urgencias a las ocho de la mañana del miércoles logró que lo subieran a planta a las ocho de la tarde del jueves, un día y medio después. Mientras, permaneció en la Sala de Cuidados de las Urgencias, donde se mezclaban una decena de pacientes que pasaron la noche del miércoles al jueves en esas dependencias. Lo más curioso del problema es la existencia de camas cerradas en otros servicios. La dirección confirma que en estos momentos hay una planta cerrada. «Está reservada por si se recibe una avalancha de ingresos motivada por la gripe A». Y además se está habilitando en la décima planta del hospital otro espacio para «pacientes de alta resolución», es decir, que tienen prevista una corta estancia en el recinto sanitario.

Fotos

Vídeos