«El sexo es buenísimo para la salud, el mejor antidepresivo y eficaz antiarrugas»

Bernabé Tierno habla en Granada sobre 'Sexualidad en la adolescencia' en un acto que reunió a cientos de personas

MAR VALLEJO
Berbabé Tierno y Concepción Pedrosa, ayer en Granada. /M. VALLEJO/
Berbabé Tierno y Concepción Pedrosa, ayer en Granada. /M. VALLEJO

Dar más y más variada información sexual a los jóvenes, especialmente a los adolescentes, es quizás el mensaje que el psicólogo y experto en educación, Bernabé Tierno, quiso trasladar a todos los ciudadanos que asistieron ayer a la conferencia que impartió dentro de un programa de información sanitaria organizado por Hefagra, el Colegio de Farmacéuticos de Granada y la Asociación Nacional para el Desarrollo de la Salud en la Mujer. La intervención de este prestigioso médico y escritor, especializado en Psicopedagogía y dueño de numerosos premios y reconocimientos, complementó la exposición sobre 'Prevención del cáncer de cuello de útero', que corrió a cargo de la doctora en Ginecología y Obstetricia, Concepción Pedrosa. El acto, que tuvo lugar en la sede de la Caja Rural, fue seguido por más de trescientas personas que no quisieron perderse las charlas de estos dos expertos." En su discurso, Tierno habló de la importancia que tiene la etapa de la adolescencia y como la sexualidad «es un factor determinante para los jóvenes que pasan de niños a mayores y que comienzan a experimentar cambios en su cuerpo». En esa fase crucial, dijo Tierno, «es fundamental la información para ellos, porque les forma y no hablar de sexo en las familias es un gran error; hay mucho miedo a tratar este tema en los hogares y los jóvenes terminan por aprender de los comportamientos de sus propios amigos y compañeros». Para este experto, el sexo es «buenísimo para la salud, el mejor antidepresivo y un antiarrugas muy eficaz», pero defiende que «hay que compaginarlo con amor y con la entrega a la otra persona». En este sentido, insistió en que «hoy día no se forma a los jóvenes en valores, muchos de ellos están vacíos y sólo hablan de temas como el dinero o el sexo puro; evitan utilizar palabras como ternura, romanticismo, creen que son cursis o antiguas, y suele preocuparse más por detalles como el tamaño de los genitales». Parte de la culpa de esta situación, según Tierno, la tiene «la información sexual que hoy día se da a los adolescentes, limitada al uso del preservativo. No existe una formación más profunda, basada en los valores como la donación al otro, el respeto y el placer mutuo, que ponga de manifiesto que por encima del placer está el amor». Homosexualidad La forma de tratar la homosexualidad entre los más jóvenes es otro de los problemas que preocupan a este doctor: «Muchas veces, el ámbito en el que se mueven los adolescentes les empuja a tener relaciones con personas que pueden ser de su mismo sexo, o de sexo contrario, esto les puede causar confusión; deben ser libres y elegir. Tienen que vivir la sexualidad y sentirla por ellos mismos. Hoy día, hay que tratar con la misma naturalidad el sexo entre un hombre y una mujer, que entre dos 'gays' o dos lesbianas, lo que importa es que la relación esté basada en el amor y la ternura». En esta línea, este experto incide en que «son nuevos tiempos y este tema hay que hablarlo en familia, pero muchos padres y madres no dialogan sobre ello con sus hijos de forma clara». Por otro lado, el doctor también resaltó que «cada vez aumenta más el sexo inseguro entre los más jóvenes, y se ha creado la tendencia de vender el cuerpo como un mero objeto, lo que también puede provocar la transmisión de muchas enfermedades». Cáncer de útero Por su parte, Concepción Pedrosa informó a los asistentes de la relevancia de los últimos avances en torno al cáncer de cuello de útero, provocado por el Virus de Papiloma Humano (VPH). Una enfermedad en la que aparecen 313 nuevos casos en Andalucía cada año, de los que 123 no logran salvarse. El VPH es la primera causa de enfermedades de transmisión sexual en el mundo, y el setenta por ciento de la población sexual activa se infecta por él en algún momento de su vida. Unos datos nada esperanzadores que últimamente han provocado cierta alarma social, también alentada por la problemática de incluir el remedio de prevención en el calendario vacunal sólo para niñas menores de catorce años. Según explicó la doctora, «existe cierta confusión en la sociedad sobre este tema; el que una persona esté infectada por el VPH no significa que vaya a desarrollar cáncer, es una causa necesaria, pero no suficiente. El 85% de la población infectada termina eliminando el virus sin problema». Pedrosa detalló que el aumento de la incidencia de este virus viene provocado por varios factores, como «la mayor exposición sexual, la edad -cada vez más precoz- a la que se practica el sexo, y la sustitución del preservativo por hormonas, como pueden ser las pastillas anticonceptivas, que no evitan el contagio». Afortunadamente, como explica esta ginecóloga, «los avances en las técnicas de biología molecular han permitido un mayor conocimiento del virus y de su tipificación». En cuanto a la vacuna de prevención del cáncer de cuello de útero, Pedrosa afirma que «es eficaz, segura y bien tolerada, algo que preocupa mucho a la gente». De ella pueden beneficiarse todas las mujeres de 9 a 26 años independientemente de que hayan mantenido o no relaciones sexuales.