Deporte Adaptado

Tacto para escalar hacia otro oro

El campeón Javi Aguilar durante su participación en el Campeonato de España de paraescalada./FEDME
El campeón Javi Aguilar durante su participación en el Campeonato de España de paraescalada. / FEDME

Aguilar está participando en la Copa de Andalucía ante escaladores sin problemas de visión. Pasó por Austria y se llevó el bronce mundial. En Navarra, sólo se conformó con el primer puesto

CÉSAR GUISADOGRANADA

Bronce mundial, que ganó hace unos días en Austria, y competidor de la Copa de Andalucía ante escaladores videntes, pese a que él sólo se ayuda de sus manos para subir la misma pared. Javi Aguilar además de ser un tipo humilde y a la vez una de las referencias deportivas a nivel internacional, también es un deportista admirable, porque logra gestas extraordinarias con la fórmula de la regularidad más honesta.

Hace unos días volvió a cruzarse el país para estar presente en el Campeonato de España de paraescalada y cumplir con su rol, el de 'veni, vidi, vici'. No está en un gran momento, es la regularidad quien lo avala para haberse convertido en uno de los deportistas en mejor forma a nivel internacional. Mía, su perra lazarillo, escolta al gran favorito de cada competición a la que se presenta y en esta ocasión, volvió a cumplirse el guion.

Sesenta escaladores se encaramaron a las paredes del Rocópolis pamplonés para dirimirse el Nacional de dificultad, velocidad y paraescalada. Ion Gurutz, Ander Gardeazabal y Sergio Verdasco fueron los encargados de equipar las vías, otorgando a la pared una dificultad que obliga a los escaladores a sacar todo el esfuerzo que guardan en sus manos. Al término, coincidieron en hablar de un corte muy atlético y con pasos muy duros desde el principio de la vía. No en vano, un buen número caía antes de llegar al ecuador de la misma.

En la categoría para ciegos totales, se impuso el gran favorito. En ausencia de su entrenador David Gambús, fue Sergio Verdasco quien guio a Aguilar hasta el ecuador de la vía, donde cayó en un duro paso de pinza por el que previamente también se habían soltado varios compañeros.

Al granadino lo acompañó en el podio Luis Bullido, quien se estrenó con nervios pero con toda la ilusión en su primer Nacional de paraescalada. El resto de categorías fueron dominadas por el extremeño Javi Cano y la catalana Helena Alemán, quienes se impusieron en la clase de dificultad. En velocidad, los nuevos campeones de España son los madrileños Erik Noya y Ana Belén Argudo. Y en cuanto a la paraescalada, victoria en la clase AU1 -para escaladores con los dos brazos afectados- para Ismael Sánchez, y en AU2 -clase para escaladores con un brazo afectado desde el codo- se impusieron Pablo Blanco y Georgina Segarra.

En cuanto a las categorías de discapacidad visual, en la B1 -para ciegos totales- Luis Bullido acompañó a Aguilar en el podio, alcanzando la plata. En la clase de resto visual, B2, el oro fue para Raúl Simón, y en la B3 -para afectaciones más leves- se acabó imponiendo Manuel Sánchez. Marc Puig se llevó la clase RP1, para escaladores con falta de movimiento en las cuatro extremidades; Sergio Asensio y Marta Peche, la RP2; y Juan Pipo ganó la RP3. En AL2, clase para escaladores con una pierna afectada, se alzó campeón un buen amigo y compañero de Aguilar, el alicantino Urko Carmona. Ahora toca viajar a Jaén para participar en la Copa de Andalucía de escalada. Que no de paraescalada.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos