Golf | Master de Augusta

El agua lo puede cambiar todo en Augusta

Jon Rahm, tras golpear la bola. /Reuters
Jon Rahm, tras golpear la bola. / Reuters

Jon Rahm, convencido de su margen de maniobra, sale en la tercera jornada del Masters a las 19.20 junto a Matt Kuchar

JOSÉ MANUEL CORTIZASEnviado especial. Augusta

Las previsiones se cumplen con una precisión de orfebre relojero. Anunciada agua en Augusta a partir de las diez de la mañana (hora local, las 16.00 en España) un par de minutos antes ya caían los primeros goterones. El parte dibuja una jornada que según avance convertirá el seguimiento del juego en un suplicio. Y dice que arreciará la tormenta las dos primeras horas que Jon Rahm esté en el recorrido. Lejos de incomodarle, al español le gusta este panorama. No puede sino jugar a favor de los perseguidores de Patrick Reed y Marc Leishman, que necesitan que suceda algo para que el movimiento en la clasificación sea viable. Y nada mejor que la lluvia para que el deseo se haga realidad.

Aunque el Augusta National sigue impecable, el campo se ralentiza y la nula permisividad a limpiar las bolas antes de green dará pie a no pocos gorrazos de impredecible destino. No ha hecho más que arrancar la jornada y un ilustre como Phil Mickelson, que acabó pasando el corte por los pelos, ya ha sufrido lo especial del día. Se iba a los árboles en la salida del 1, fallaba un swing sin tocar la bola al no tener espacio para completarlo y engordaba su tarjeta con un triple bogey. Aviso a los navegantes.

Jon Rahm parte desde el puesto 14, a ocho golpes del liderato y con mucha alimaña entre él y el texano Reed, que nunca antes había gozado de cuatro horas de tanta inspiración en su vida. Tendrá que esmerarse porque la historia no es muy amiga de las grandes remontadas. La mayor fue en 1956 cuando Jack Burje recuperó ocho golpes el domingo ante Ken Venturi. Nada mejor para ganar el Masters que acabar una jornada como hoy bien colocado. Desde 1991 sólo ha habido cuatro casos en los que recibieron la chaqueta verde jugadores que no iniciaron el domingo en primer o segundo puestos.

La cita es a las 19.20 en el tee del 1, donde Jon Rahm -que la víspera recibió la visita del restaurador José Andrés, quien le cocinó la cena- arrancará su partido junto a Matt Kuchar, uno de los jugadores más populares en Estados Unidos, con el que ya compartió experiencia la pasada campaña en la tercera ronda del Grande PGA Championship y en la jornada final del The Northern Trust.

 

Fotos

Vídeos