FÚTBOL SALA

Maneras de perder

Los jugadores del Jaén Paraíso Interior FS agradecen el apoyo recibido de la Marea Amarilla antes del duelo en Cáceres./PEDRO JESÚS CHAVES
Los jugadores del Jaén Paraíso Interior FS agradecen el apoyo recibido de la Marea Amarilla antes del duelo en Cáceres. / PEDRO JESÚS CHAVES

La pena es mínima en torno a la derrota copera del Jaén Paraíso Interior FS

ALBERTO ORTEGAJAÉN

Lo dice Sabina en honor a su Atleti pero es aplicable al Jaén Paraíso Interior FS: hay maneras y maneras de perder. Cayó el conjunto amarillo pero lo hizo de la única forma en que a un aficionado le gustaría ver perder a su equipo. Una derrota nunca es un buen trago, por mucho que se diga que el rival era más grande, que se ha competido hasta la extenuación o que el premio era participar en la final, pero uno puede irse mucho más tranquilo a la cama sabiendo que ha dado lo mejor de si mismo. Es así como debieron sentirse ayer los jugadores y aficionados de un club amarillo que el sábado en Cáceres escribió una nueva página en su historia aunque le tocó escribirla con palabras amargas en lo deportivo.

El gol de Aicardo hizo que fuese el FC Barcelona el que se llevase la Copa del Rey a casa pero la forma que tuvieron los blaugranas de celebrar el título sobre la pista es ya un éxito para el Jaén FS. Lo pasaron mal los de Andreu Plaza gracias a que enfrente tuvieron a un equipo que no conoce la palabra rendición y que, a pesar de llevarse dos palos Morales en el encuentro, supo levantarse y plantarle cara a una plantilla confeccionada para ganarlo todo. Festejaron los culés como si hubiesen ganado la UEFA Futsal Cup y aún así no fueron capaces de igualar la fiesta de Jaén.

Puede que el equipo siga de luto por el título fenecido para a la Marea Amarilla el disgusto le duró escasos segundos. Eriza la piel acordarse de cómo el Bar¢a recibía el título entre un grito de «¡campeones, campeones!» que no iba dirigido a sus jugadores. Lloraban los jienenses sobre la pista viendo a su rival llevarse la Copa pero en la grada el reconocimiento hacia su trabajo tuvo la misma espectacularidad que lo habían tenido las horas previas al choque.

Si de 9,5 fue la actuación de los de Dani Rodríguez de 10 estuvo su afición. Más de 2.500 personas de Jaén invadieron el centro histórico de Cáceres y dieron un espectáculo más propio de partidos de deportes más masivos que el fútbol sala. Por unas horas Cáceres se convirtió en una ciudad de Champions teñida de amarillo con miles de jienenses convirtiendo las calles en un espectáculo.

Un río color limón atravesó de arriba a abajo la localidad extremeña para desembocar en un recibimiento al equipo que ya hacía ver que se había ganado sin necesidad de jugar.

Toca levantarse

Por suerte para el Jaén Paraíso Interior FS no será esta la última sensación con la que se queden los futbolistas para terminar la temporada. No va a tener tiempo apenas el cuadro de Dani Rodríguez de pararse a pensar en la derrota ante los catalanes porque aunque tienen por delante una nueva barrera histórica que romper. Este próximo viernes el Jaén Paraíso Interior FS juega en casa del Osasuna Magna el primer partido de los cuartos de final del play off por título. Será la tercera vez que los amarillos jueguen la liguilla para hacerse con la liga y en ninguna de las dos anteriores han sido capaces de colarse en las semifinales.

Tendrá el cuerpo técnico que recuperar anímicamente a sus muchachos y a Daniel Giasson y a Ángel Bingyoba de sus lesiones para que todos disfruten del último premio de la temporada.

Para un equipo como el de Dani Rodriguez, que está rompiendo récords y maldiciones esta temporada, la eliminatoria ante el conjunto navarro supone un reto idóneo para quitarse de la cabeza la Copa del Rey y para poner el broche de oro a una temporada en la que hasta caer lo están haciendo bien los jienenses.

 

Fotos

Vídeos