Baloncesto

El CB Cazorla Jaén Paraíso Interior se ve obligado a renovar su plantilla para la temporada 2018-2019

David Rubio es uno de los nuevos jugadores del club cazorleño. / IDEAL
David Rubio es uno de los nuevos jugadores del club cazorleño. / IDEAL

El único que sigue es su entrenador, el malagueño Francis Sánchez, que se muestra «muy ilusionado» con el nuevo proyecto

JOSÉ L. GONZÁLEZ Y J. A. G. CAZORLA Y JAÉN.

La nueva normativa que va imperar en la Liga EBA para la temporada 2018/2019 ha obligado al CB Cazorla Jaén Paraíso Interior a redefinir su estrategia y a renovar en su totalidad la plantilla de jugadores. Y es que ya no será posible disponer de un número indefinido de extracomunitarios, sólo podrán ser dos para dejar el resto de fichas a jugadores de formación en España. Con todo, la baja más significativa y dolorosa ha sido precisamente la de su capitán, Carlos Sánchez 'Carlangas'. Tras seis fructíferas temporadas defendiendo la elástica verde ha decidido dejar el club para tomar nuevos aires. Tanto el jugador como el propio club han anunciado la decisión profesando un cariño mutuo y deseándose la mejor de las suertes cara al futuro.

Desde el club se ha emitido una nota en el que se asegura que «todas la metas las alcanzamos con humildad, pero también con ambición; cualidades ambas que adornan a nuestro capitán, porque no podría ser de otro modo, porque Carlos siempre será para el CB Cazorla su capitán». Por su parte, el base cree que «un día llega ese momento en la vida en el que tienes que valorar y sopesar todo pensando en tu futuro, y creo que lo mejor para el mío es dejar nuestro CB Cazorla aun doliéndome en el alma». Eso sí, subraya 'Carlangas' que «vaya donde vaya, siempre os llevaré conmigo; y ojalá algún día llegue un jugador que sienta y quiera al menos la cuarta parte de lo que yo siento y quiero a este club y a todo el pueblo de Cazorla».

Pero la vida sigue y el club cazorleño continúa con renovada ilusión en la Liga EBA tras los últimos y exitosos años. Así, ya ha anunciado la continuidad del entrenador que culminó la pasada temporada, el malagueño Francis Sánchez, que se ha mostrado «muy ilusionado» ante el nuevo reto que se le plantea.

Primeras incorporaciones

También ha comunicado los cinco primeros fichajes, marcados por la juventud y, como no podría ser de otro modo, la nacionalidad española. Se trata de jugadores en su mayoría muy versátiles y con experiencia en la categoría. Incluso, algunos de ellos ya han vestido la elástica de la selección nacional en categorías inferiores. Es el caso de Roberto Cubero, pívot cordobés de 2,08 m. y 19 años de edad. Proveniente del Yosíquesé Córdoba y que, con Unicaja, se proclamó campeón provincial y de Andalucía, mereciendo una convocatoria con la selección española Sub-18 para disputar el Torneo de Piestany en Eslovaquia, donde logró el oro.

Otro nombre de gran nivel que suma el club cazorleño es el vasco Iker Barbero, un ala-pívot de 26 años y 1,92 m. de altura que la temporada pasada jugó en el Basket Globalcaja Quintanar. Sus números delatan a un jugador total, que destaca en todos los ámbitos del juego. Así, a su buen tiro de media distancia hay que sumar su contundencia bajo los aros, una cualidad que le permite rebotear con soltura y taponar con cierta facilidad.

Por último, también se añaden al nuevo proyecto el base David Rubio, el pívot David Stachovskij y el ala-pivot David Espadiña.

El primero, de 24 años y una altura de 1,84 m., es un director de juego naturalmente dotado para practicar un baloncesto eléctrico, aunque también destaca por su juego defensivo y un buen porcentaje en el tiro exterior. Además, pese a su juventud, es todo un veterano en esta categoría, en la que ha competido desde la temporada 2013/2014.

Por su parte, Stachovskij -de nacionalidad lituana- tiene tan solo 21 años y mide 2,06 m. de altura. Jugador de gran proyección, llega desde el Forus Medacbasket y este será su tercer año en Liga EBA, donde comenzó a jugar hace dos temporadas con el CB Coín.

Por último, David Espadiña, con 24 años y 2,01 m. de altura, es un emeritense ya veterano en la Liga EBA, competición en la que está jugando desde los 16 años. Las tres últimas temporadas ha militado en los clubes placentinos Cintra y Jaguarzo Adepla Baket, dejando allí un magnífico sabor de boca por su polivalencia, su entrega y su buena mano desde la línea de tres puntos, aunque su mejor juego lo desarrolle en las posiciones cercanas al aro.

Por otro lado, la entidad ha publicado su campaña de abonados. «Este año con el lema objetivo: 400 Socios. Abónate a la ilusión. A la tercera va la vencida, Cazorla merece ser de LEB Plata, y te necesitamos. Por sólo 30 euros al año puedes ser socio del bicampeón del grupo D de Liga EBA».

 

Fotos

Vídeos