El récord de Rusia 2018: este Mundial será el más caro de la historia

La inversión supera los 13.000 millones de euros, dos mil más que en la competición disputada en Brasil hace cuatro años

Imagen del espectacular Krasnodar Stadium, que ni siquiera es sede del Mundial.//Efe
Imagen del espectacular Krasnodar Stadium, que ni siquiera es sede del Mundial./ / Efe
JON AGIRIANO

Cuando uno contempla por primera vez el Krasnodar Stadium y las instalaciones que lo rodean y sabe que no se encuentra en una de las sedes del Mundial, le entran de inmediato, como inyectadas en vena, dos sospechas. La primera es que algo raro y oscuro ha sucedido, algo que seguramente procederá del mismísimo Kremlin. La segunda es que los rusos han tirado la casa por la ventana para la organización de su Mundial. Vamos, que no han reparado en gastos. ¿Cómo gastarse si no miles de millones en seis nuevos estadios cuando disponían de esta joya en Krasnodar? ¿No podrían haberse ahorrado al menos uno?

La primera sospecha no estamos en disposición de confirmarla. La segunda, sin embargo, la hemos despejado, es decir, ha dejado de serlo para convertirse en una certeza: Rusia 2018 será el Mundial más caro de la historia. Un estudio publicado por el diario económico ruso RBC así lo ha confirmado. En 2013, se calculó un gasto total de 664 mil millones de rublos, unos 10.000 millones de euros. Iba a ser un campeonato más barato que el de Brasil, que costó 11.000 millones, arriba o abajo. Tres años después, alguien mandó apretarse un poco el cinturón y reducir la cifra a 617 mil millones de rublos, unos 9.200 millones de euros. A nadie le sorprendió este recorte. Modificar el presupuesto del Mundial ha sido una pequeña rutina administrativa en Rusia. Lo han hecho 35 veces.

Soy consciente de que no es fácil calcular la inversión exacta de un acontecimiento semejante. Hay muchas variables. Pero no sé: a partir de treinta cambios, quizá pueda hablarse de una cierta improvisación. Lo digo, sobre todo, pensando que el último de todos ellos hizo que la inversión despegara como el Soyuz 2 con la perrita Laika hasta alcanzar los 883 mil millones de rublos, más de 13.000 millones de euros. Son cifras mareantes y tal vez lo sean más con el tiempo, cuando se compruebe qué uso se da a muchas instalaciones, no vaya a ser que ocurra como en Brasil, donde el impresionante Estadio Nacional de Brasilia sirve ahora como aparcamiento de autobuses.

Fotos

Vídeos