Especial Liga

El Valencia necesita asentarse para crecer

Dani Parejo y Jaume Doménech, levantando la Copa del Rey./EP
Dani Parejo y Jaume Doménech, levantando la Copa del Rey. / EP

La venta de Rodrigo agita las aspiraciones del proyecto valencianista tras haber peligrado la continuidad de Alemany y Marcelino

NACHO CABALLEROMadrid

Las convulsiones que sacudieron al Valencia con el conflicto entre el director general, Mateu Alemany, y el propietario del club, Peter Lim e hicieron tambalear la continuidad del primero y amenazó también la permanencia de Marcelino en el banquillo vuelven al primer plano. La venta de Rodrigo Moreno al Atlético, decisión personal de Lim, parece un golpe directo a la actual estructura deportiva del club con el tándem Alemany-Marcelino al frente. Ambos ha sido claves en el resurgir del equipo, que la temporada pasada se adjudicó la Copa del Rey ante el Barcelona, su primer título tras once años de sequía y ahora se sienten defraudados, casi sin capacidad de reacción en el mercado y con dudas con respecto a su peso específico en el club.

Con la presencia del técnico asturiano, en la que será su tercera temporada en el banco de Mestalla, el Valencia parecía en una posición óptima para asentarse y crecer deportivamente. Además del título copero, consiguió la clasificación para la Liga de Campeones por segundo año consecutivo.

El uruguayo Maxi Gómez, procedente del Celta, esperaba poder adaptarse con cierta calma pero la salida de Rodrigo, traspasado finalmente a un rival liguero, le obliga a ser el '9' de referencia para la parroquia de Mestalla, que veremos cómo encaja esta salida, si nadie llega para suplir al ariete de 'La Roja'.

El Valencia volverá a moverse a las órdenes de Dani Parejo. El '10' es uno de los jugadores que más ha crecido con Marcelino, al igual que José Gayà o Gabriel Paulista, titulares indiscutibles. Parejo se ha convertido en uno de los mejores futbolistas de la Liga y su presencia es trascendental.

La portería ha sufrido un cambio importante. El titular pasará a ser Jasper Cillesen tras un intercambio de cromos con el Barcelona por Neto. El brasileño rindió a un gran nivel durante su estancia en Valencia y al holandés se le pedirá que como mínimo iguale su productividad bajo el arco.

Por otro lado, se espera la eclosión de Gonçalo Guedes y Carlos Soler. El valenciano viene de proclamarse campeón de Europa con la selección española sub-21, mientras que el portugués ya es pieza clave con su selección, aunque ambos necesitan mejorar prestaciones con el Valencia.

La defensa es la línea que genera más dudas, especialmente en la rotación de los centrales con Ezequiel Garay y Mouctar Diakhaby, sin llegar a consagrarse ninguno de los dos como titular. Los recambios en el resto de la zaga tampoco son de garantías para luchar por todas las competiciones.

Mejorar su actuación en la pasada edición de la Liga de Campeones, cuando cayó en la fase de grupos, y finalizar entre los cuatro primeros en la Liga es el objetivo del bloque que tutela Marcelino.