Baloncesto

El Covirán planta cara ante un resolutivo Melilla

El Covirán planta cara ante un resolutivo Melilla
AGENCIA LOF

El equipo de Pablo Pin planteó un encuentro sólido pero un bache en el tercer periodo fue aprovechado por los norteafricanos para romper el partido

M . A. GUILLÉN (OPTA)MELILLA

El Covirán Granada cosechó en Melilla su primera derrota de la temporada tras caer en el Pabellón de Deportes Javier Imbroda por 67-53. Después de ganar en su estreno en la LEB Oro en casa contra el Río Ourense Termal, los granadinos se medían a uno de los históricos de la categoría y uno de esos equipos llamados a militar en la zona alta de la tabla clasificatoria.

Lo cierto es que, a pesar de sucumbir por 14 puntos, el equipo de Pablo Pin plantó cara en muchas fases del partido, especialmente en el segundo periodo, cuando llegó a remontar un marcador en contra y disponer de una máxima ventaja de cinco puntos (20-25, min. 16), aunque posteriormente reaccionaron los locales y pudieron mantener el resultado a su favor, aunque solo por dos puntos, en el descanso (33-31). Los visitantes plantearon un partido sólido, llevaron el choque dónde quisieron, a un partido trabado y de escasa anotación, pero un bache en el tercer periodo fue aprovechado por los norteafricanos para romper el partido a su favor.

El choque comenzó con intercambio de canastas por parte de dos equipos (4-4), que se tanteaban y trataban de imponer su juego. Las primeras ventajas fueron para los melillenses (16-6) y el técnico de Granada se vio obligado a solicitar un tiempo muerto para tratar de reconducir la situación. El juego era correoso, idas y venidas, rápidas transiciones y muchos errores en la elección de tiro. Poco a poco, el conjunto granadino fue reduciendo la desventaja en el tanteador y logra cerrar el primer parcial con 16-11.

El segundo periodo fue el mejor de los nazaríes. Comenzó con un parcial de 0-8, con triples de Pardina y Pérez. Alejandro Alcoba pidió un tiempo muerto y eso sirvió para que los melillenses salieran del letargo en el que habían entrado. Los visitantes tuvieron la oportunidad de haber roto el partido en estos momentos, especialmente tras un triple de Cobos (20-25), pero tuvieron siempre al Melilla a la expectativa y una serie de fallos en los lanzamientos y alguna pérdida de balón les dieron a los locales el oxígeno necesario para voltear de nuevo el resultado instantes antes de la llegada del descanso (33-31).

En el tercer periodo, el equipo de Alcoba se aprovechó aún más del desacierto granadino, aunque bien es cierto que el conjunto local mejoró sustancialmente sus prestaciones defensivas para llevar al error del contrario. Con un parcial de 6-0 de inicio, comenzó a poner las bases de la definitiva victoria. Aunque Granada intentó reaccionar, el club norteafricano estaba ya lanzado (55-37, min. 29).

El último cuarto comenzó con un resultado a favor de 57-39 para los melillenses. El partido estaba roto y los locales comenzaron con su segunda rotación para dar refresco a sus jugadores franquicia. Oliver recibió su quinta falta personal justo cuando el equipo de Alcoba alcanzaba la máxima ventaja del partido (63-43). A partir de ese momento, los minutos fueron pasando y el club local se dedicó a administrar la renta hasta alcanzar el resultado definitivo de 67-53.

Con esta victoria, el Melilla es uno de los cuatro clubes, junto a Força Lleida, Chocolates Trapa Valencia y Retabet Bilbao Basket, que se mantienen invictos tras la disputa de las dos primeras jornadas del campeonato. Por su parte, el conjunto nazarí se sitúa en la zona templada de la tabla clasificatoria.

 

Fotos

Vídeos