Voleibol

Un pura sangre blanquiverde

Israel Rodríguez quiere volver a volar alto para ayudar a Unicaja Almería a obtener los mejores resultados./FOTO-DEPORTE
Israel Rodríguez quiere volver a volar alto para ayudar a Unicaja Almería a obtener los mejores resultados. / FOTO-DEPORTE

Israel Rodríguez renueva con Unicaja, consciente que tiene que saldar cuentas tras dos años 'incompletos'. Se queda por el buen grupo que el club está haciendo, la 'espinita' clavada de la lesión, el alto nivel con el que volvió de ella y por trabajar con Manolo Berenguel

JUANJO AGUILERAALMERÍA

Se le notó tranquilo y confiado, renacido tras un mes y poco de parón casi total en el que su hombro y él entablaron un diálogo en el que ambos se pusieron de acuerdo. Primero fue esa conversación y después, con la mente despejada, tuvo otra con el Club Voleibol Unicaja Almería. Israel Rodríguez renueva con la entidad blanquiverde y lo hace «más motivado incluso que los dos años anteriores viendo que esta vez pude casi salir de la lesión y jugar a un nivel más o menos bueno», aseguró. Se trata, sin dudarlo, de todo un 'aviso' serio, porque el 'Bombardero de Europa' quiere saldar cuentas y va a conseguirlo con toda la convicción posible. «A cualquiera le motiva volver a jugar como lo hice en semifinales y pensar que, si he vuelto a tener este nivel, sí o sí tengo que hacerlo así todo el año; que me deje el hombro tranquilo», mostró deseoso.

De hecho, el sevillano dijo sentirse muy bien y en breve comenzará la actividad a título particular. «Tengo una hija que es una fiera», explicó entre risas, y «ahora estoy pasando más tiempo con la familia. Ahora, respecto al hombro, me encuentro bastante bien por el descanso; he hecho algo en gimnasio, pero poco, descansando bastante, que es lo que le hacía falta de verdad a la lesión, si bien en breve voy a empezar a hacer una buena 'prepretemporada', digamos, para llegar perfecto al año que viene». De hecho, lo que pasó en abril no afecta al mañana. «Todo el mundo sabe que fue un esfuerzo grande en poco tiempo, en menos de una semana 18 sets, y estar todo un año sin jugar y pegarme esa paliza se vio reflejado después en el hombro».

Con ganas de jugar

El sentimiento que le provocó esa falta de actividad lo ha convertido en más 'letal' si cabe, sabiendo que en dos años no ha podido jugar ninguna de las tres finales que ha disputado un club por el que renueva teniendo tres razones de peso. «Un poco de todo; primero la motivación de salir de una lesión y verte jugar de nuevo a un nivel muy bueno te motiva a seguir, después la espinita clavada de ganar un título con Unicaja, siguiendo por el grupo que se está montando, que si todo va bien el grupo que va a hacer el club va a ser muy bueno, y por último estar con Manolo de entrenador, un muy buen amigo mío, compañero, gran profesional que creo que va a dar un cambio enorme a la plantilla y a la motivación de la misma».

Ante ese último aspecto, el de la llegada de un técnico con el que ha compartido vestuario, no le cabe la menor duda, con una confianza extrema en el éxito de Manolo Berenguel. «La clave un poco está en la persona que es Manolo, ha jugado aquí toda la vida, jugador de la casa, para mí un gran compañero, ha sido y lo es, es un tío que sabe llegar muy bien los jugadores, que creo que es lo que ha hecho falta un poco estos dos años en los que había un buen grupo pero no había quizá alguien específico que tirara; Piero lo ha hecho muy bien, pero quizá faltaba esa motivación». Es algo que, a su juicio, se va a corregir en esta nueva etapa. «Manolo es de la casa y sabe cada momento del jugador, entra en el vestuario y reconoce la cara de cada uno... en ese aspecto, va a entender bien al grupo y va a aportar muchísimo».

La etapa Molducci

En su estancia en el cuadro ahorrador, sumando las dos fases, con el que más tiempo ha compartido ha sido con el entrenador italiano, al que le tiene un cariño muy grande y al que le reconoce su «sabiduría» en este deporte. «Tuve a Novillo, a Maqueda y a él, al que hay que agradecer el aportarnos su sabiduría de voley, que es mucha, muchos años entrenando, dando, por supuesto, mucho al club; estos dos últimos años no hemos tenido suerte, pero el equipo ha llegado igualmente a las finales y ha competido en todo momento; ha llegado la hora de hacer, como en todo, un cambio, y es perfecto el que se ha planteado en el momento en el que estamos».

El veterano receptor de Arahal siente en la misma línea que la entidad ahorradora a la hora de plantear un giro y le gusta lo que viene. «No he hablado directamente con el club pero es la idea, traer gente cercana, de casa, que un poco sienta lo que es Unicaja Almería, y yo creo que formando un grupo así, un poco 'amigos', que conozcan el club tanto por dentro como por fuera, ayudará al día a día, ayudará a conseguir todas las cosas importantes», expuso confiado.

Según lo previsto, y es algo en lo que mostró su confianza el jugador puede que con más peso en plantilla blanquiverde, se va a dar un alto nivel de voleibol desde muy pronto. «No es igual tener que pasar una adaptación a no tener que hacerlo, con gente que ya conocemos cómo es el club, la Liga y todo, así que el equipo se va a adaptar muy bien, muy fácil, y es mejor», dijo con total seguridad.

Desde ese momento solo faltará llenar un pabellón en el que igualmente tiene un voto de confianza muy grande depositado. «En estas dos últimos temporadas lo he visto ir creciendo, este año mejor que el año pasado, según mi opinión, y sí que es verdad que la afición no te falla; podríamos pedir un poco más de apoyo, que sepa todo el mundo que el grupo que se va a hacer este año es muy cercano, y espero que eso ayude a que vaya más gente a animar al pabellón».

Su única promesa para tratar de conseguir los objetivos que se plantean cada año para un equipo como Unicaja Almería, que cumplirá 30 temporadas al máximo nivel, es la de «trabajo, por supuesto», pero sus mensajes son alentadores. «Tengo mucha confianza en el grupo que habrá, confianza en que Israel, de una vez por todas, gane un título, jugando, por supuesto, y ganas de que toda la ciudad lo disfrute», sentenció el jugador sevillano.

 

Fotos

Vídeos