Voleibol

Borja Ruiz bulle con la camiseta de Unicaja

Todo un apasionado del voleibol, el murciano sigue una temporada más en el Moisés Ruiz./IDEAL
Todo un apasionado del voleibol, el murciano sigue una temporada más en el Moisés Ruiz. / IDEAL

El central, uno de los jugadores 'franquicia' ahorradores, se siente encantado por lo que le rodea y asume con agrado el rol de ser uno de los capitanes del equipo almeriense

JAVIER NAVARROAlmería

Verlo circular por las dependencias del Pabellón Moisés Ruiz, del vestuario al gimnasio con un paso previo por la sala médica, y después entrada en pista, es ver la misma imagen de la felicidad y de la motivación. Es lo que sucede con Borja Ruiz, ilusionado como cada inicio de curso, pero esta vez de sus ojos brota la confianza extrema.

Nacido en la Región de Murcia hace ya 16 años, informa que «estas primeras tomas de contacto han estado muy bien, hemos conocido un poco más a los nuevos que han llegado y la verdad es que estamos todos muy contentos, con muchas ganas de seguir trabajando».

Una cosa que es básica para él es la unión del nuevo grupo, afirmando al respecto que «lo estamos haciendo muy bien, muy fuerte, todos juntos, y precisamente estamos todos con ese mismo pensamiento de seguir trabajando juntos».

Equipo dentro y fuera

Siendo claramente un 'jugador franquicia' de Unicaja Almería, el central está muy conforme con 'lo que le rodea' para intentar recuperar los títulos, y en esta campaña, habrá tres en juego, confirmando el potencial del que puede presumir la plantilla «hemos hecho un gran equipo, el club ha hecho un gran esfuerzo en traer a jugadores muy buenos, de la talla de Víctor, o Álex».

Borja destaca que son «jugadores muy importantes, y estoy contento porque aparte de compañeros, tengo muchos buenos amigos en este equipo, lo que es clave a la hora de conseguir cosas; siempre lo he dicho, al final gana el equipo, pero si nos llevamos todos muy bien y somos una piña, eso es lo que va a hacer ganar títulos». No duda de que ese pilar está puesto, diciendo que «estamos en el camino y que pueden llegar, porque más que un equipo, estoy viendo una familia».

Es más, sabe el cartagenero el papel que le toca, el de ser uno de los capitanes de la escuadra blanquiverde, aunque esa labor se antoja más fácil con la colaboración de todos, teniendo en cuenta que «como cada año, acepto los galones, soy uno de los capitanes», aseverando que «soy uno de los que tienen que ayudar al equipo y tirar de él, y lo hago siempre encantado, con la ayuda de mis compañeros, por supuesto».

Con el míster

Así, el jugador blanquiverde está «encantado de asumirlo y de seguir un año más aquí». Su ayuda a Manolo Berenguel en la normalidad de la convivencia será determinante, y sobre el técnico vierte una total confianza, mencionando que «nos conoce mucho», además de que «está totalmente preparado para asumir lo que se le viene encima, llevar al mejor equipo de España a donde se merece, que es a ganar títulos».

Es más, el murciano abunda al respecto con un rotundo «nosotros vamos con él a muerte», a lo que informa que es algo recíproco puesto que «él está con nosotros, está haciendo un buen trabajo, lo va a hacer bien, sin duda, y nosotros vamos a estar para ayudarlo en todo y él estará para ayudarnos a nosotros».

En su puesto, con Manu Parres al que conoce desde hace años siendo compañero y con Dani Macarro, presentado esta misma semana, destaca del madrileño que se trata de «un jugador joven con un físico muy alto, con un gran salto, con mucho margen de mejora, que es importante, se ve que puede jugar cualquiera de los tres y hacerlo muy bien». De este modo, Berenguel «se va a encargar de pulir a la gente joven y con talento que hay este año», enumerando al propio Dani junto a «Iribarne, Rubén, Casimiro...», a los que aventura que les 'saca punta'».

Compromiso de todos

Tras una primera semana de contacto con la pista, algo que se esperaba con un gran ansia, deja más claro aún que se van a poner «todas las ganas posibles en cada entrenamiento y cuando compitamos, pero en los entrenos va a ser una pelea, como si fuese un partido, eso seguro».

La rivalidad interna será una herramienta más para crecer y estará bien entendida por estos magos del voleibol, dejando la promesa de que «lo daremos todo para mejorar todos y al final que juegue el que tenga que jugar, pero siempre como equipo, no queda otra».

Tal situación se comprobará desde la grada, que el central pide llena y se dirige a los fieles aficionados deseando «que nos animen como nunca; hemos hecho un equipo para eso, tenemos muchos jugadores almerienses, otra mucha gente que prácticamente es de aquí, y esperemos que la grada se llene de verde».

Considera que cada año se va mejorando en esa faceta, pero hace falta un poco más y sabe que la mejor manera sería ofrecer un título después de los dos años que no se pudieron levantar, confesando que «para mí, levantar la Supercopa sería importantísimo», explicando que «levantar el primer título te va a dar moral para el siguiente, que será la Copa del Rey, y si es cierto que como elección prefiero la liga, que es el mejor de los tres». E insiste en que «siempre es bueno comenzar ganando, darle otro a la afición y coger mucha moral de cara a todo lo que viene que va a ser muy largo y duro».

Pretemporada de aúpa

El papel de favorito se lo otorga al actual campeón, del CV Teruel, «porque viene de ganarlo todo, pero eso ni perjudica ni beneficia». El jugador ahorrador prevé igualdad y espectáculo, comentando que «nosotros, a hacer nuestro mejor juego, podemos ganar perfectamente, y ellos no son mejores que nosotros, como nosotros no somos mejores que ellos, que son otro equipazo».

Hasta que el balón vuele en el Polideportivo Los Planos el sábado 6 de octubre, Unicaja Almería tiene por delante «una pretemporada bastante dura, porque se ha empezado muy fuerte, con dobles sesiones, viene Benfica», acerca del que también define como «un equipazo» y también «hay que competir contra ellos, está la Copa de Andalucía, se juega contra Ibiza y viene Melilla...».

Así, Ruiz lo mide como una ventaja, claro está, agradeciendo que «tenemos equipos de nivel, tenemos esa suerte, para rodarnos bastante bien y llegar a la Supercopa en nuestro mejor momento, dentro de lo que conlleva que estamos en pretemporada», por lo que «esperemos aprovechar al máximo estos partidos que tenemos y levantar un título por fin, que ya toca».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos