Voley-playa

Alejandro Yuste y Antonio Saucedo, entre los mejores de Europa

Alejandro Yuste en una defensa durante la fase por las medallas en el Campeonato de Europa de Baden bei Wiew./CEV
Alejandro Yuste en una defensa durante la fase por las medallas en el Campeonato de Europa de Baden bei Wiew. / CEV

La pareja española cae ante alemanes, ganadores del oro, y rusos, en la final de consolación, y acaba en cuarta posición después un gran torneo

Juanjo Aguilera
JUANJO AGUILERA

Sobresaliente. No puede ser otra la palabra que defina el rendimiento de la pareja formada por el almeriense Alejandro Yuste y el arahalense Antonio Saucedo, después de su segunda participación en el Campeonato de Europa de categoría sub-18 que se disputó desde el pasado jueves en la austriaca ciudad de Baden bei Wien y que concluyó el domingo. El cuarto puesto de la pareja de los dos jugadores con apellido ilustre para el voleibol nacional es una muy meritoria clasificación para una dupla que ha rendido a un grandísimo nivel, como lo demuestra el hecho de que sólo se haya visto superada por parejas que se encontraban mejor clasificadas en el ranking del europeo, como la alemana, que fue la que ganó el torneo y que era la cuarta cabeza de serie del campeonato -la española era la vigésimo cuarta pareja del escalafón-, o la rusa, que ocupaba el segundo puesto en ranking de 'méritos' de la categoría sub-18.

Un éxito rotundo para la pareja formada por el almeriense y el sevillano, sobre todo porque es su segunda experiencia en una gran cita continental, después de la de la pasada edición a la que acudieron como jugadores sub-18 de primer año para aprender y, una vez superada la fase previa, cayeron en la ronda de 24.

Duro pero feliz

En esta ocasión, su 'viaje' ha sido duro pero lleno de éxitos, salvo en el tramo en el que se resolvieron las medallas, puede que afectados por esa rémora que supone la inexperiencia de jugar finales. A ese tramo competitivo llegaron para enfrentarse a las selecciones más fuertes del campeonato, luchando con las duplas más potentes del escalafón. Pese a todo, lo hicieron con la ilusión de buscar el pódium del que dejaron fuera a la cabeza de serie número 1, la pareja austriaca formada por Krassig y Glatz. En esa ronda, la segunda resuelta por eliminatorias, los españoles superaron a los austriacos, que jugaban en casa, con contundencia (10-21 y 12-21), resultado que les metió directamente en la ronda de semifinales.

En ese partido que definía si jugaban por el oro, Alejandro Yuste y Antonio Saucedo no corrieron la misma suerte, pero estuvieron a un paso de tocar la gloria. Perdieron en el desempate ante los alemanes Meier y Wüst por 12-21, 31-29 y 11-15. Los ganadores del partido fueron luego los vencedores del campeonato continental, al ganar en la final a la pareja eslovena, cabeza de serie undécima, formada por Mozic y Bracko por 20-22, 21-19 y 15-12.

A los representantes españoles les quedaba quitarse el mal sabor de boca en la final de consolación frente a los rusos Osipov y Vasilenko, segundos cabezas de serie del torneo, pero no fue posible, pese a disputar un partido resuelto con muchísima igualdad en el que los pequeños detalles cayeron a favor de los orientales, que ganaron los dos sets por 25-27 y 20-22.

Antes, en la segunda ronda del torneo, que daba acceso a los puestos de honor del Campeonato de Europa, Alejandro Yuste y el arahalense Antonio Saucedo ganaron a los portugueses Maia y Filipe, en dos sets, con parciales 21-17 y 21-18.

De todas formas, lo sucedido en Baden bei Wien es una demostración de la capacidad que ambos jugadores tienen de cara al futuro que seguro estará plagado de éxitos.