Los granadinos renuncian a una de cada siete herencias

Los granadinos renuncian a una de cada siete herencias
C. J. Valdemoros

Que el fallecido deje deudas o no poder hacer frente a los impuestos son las principales causas de rechazo

YENALIA HUERTAS y JUANJO CERERO

Granada es la provincia andaluza donde menos se rechaza el legado de los difuntos. Durante 2017, los granadinos solo han renunciado a una de cada siete herencias firmadas, o lo que es lo mismo, a un 13,6% del total, que han sido 4.596 según los datos registrados hasta el pasado 5 de diciembre por el Colegio Notarial de Andalucía. ¿Y por qué en esta provincia aceptamos más que en otras el patrimonio que nos dejan los nuestros? Pues en realidad, según los notarios consultados, no hay una explicación clara. Las cifras, como recuerdan, cambian mucho según los territorios y sería como preguntarse por qué en unos lugares las parejas se divorcian más que en otros.

No obstante, si este año descendieran en comparación con éste aún más las renuncias a las herencias en Granada, podría interpretarse como una consecuencia de la reducción del Impuesto sobre Sucesiones. Eso sí, María Teresa Barea Martínez, vicedecena del Colegio Notarial de Andalucía, advierte de que en realidad la mayor parte de las renuncias de herencias no se deben a ese motivo. La razón es otra: las deudas que deja el difunto.

«La mayor parte de las renuncias se producen por existir deudas»

«La mayor parte de las renuncias se producen por existir deudas» María Teresa Barea

Bienes y deudas

No hay que olvidar que cuando alguien fallece se heredan todos los bienes que figuran en su patrimonio pero también las deudas contraídas, por lo que este tipo de renuncias seguirán produciéndose siempre. "En mi experiencia profesional particular, la inmensa mayoría de las renuncias de herencia que he autorizado se debían a la existencia de deudas, no tanto a la dificultad de pagar el impuesto", revela la vicedecana.

En términos relativos, si se ponen en relación las herencias firmadas y las renuncias, la provincia donde más se rechaza es Cádiz (27%), seguida de Almería (23,3%) y Sevilla (19,2%). En la cola, junto a Granada, se sitúan Córdoba (13,9%) y Jaén (14,3%). La media de renuncias en Andalucía es del 18,2%, o lo que es lo mismo, en Andalucía se dice ‘no’ a una de cada cinco herencias firmadas.

Novedades en el Impuesto sobre Sucesiones

¿Pero qué cambios son los que trae la reforma del Impuesto sobre Sucesiones? María Teresa Barea explica que la gran novedad radica en que el mínimo para tributar se va a situar en un millón euros por heredero. Es decir, que si la base imponible del impuesto no alcanza esa cantidad por cada heredero (directo) no habrá que tributar. Si la superase, pagaría por lo que exceda de la misma y solo por eso, lo cual –añade– es otra importante novedad.

«Con la reforma se va a aliviar mucho la carga fiscal en las herencias de parientes directos»

«Con la reforma se va a aliviar mucho la carga fiscal en las herencias de parientes directos» María Teresa Barea

Cabe recordar que Andalucía, junto con Asturias, ha sido hasta ahora la comunidad en la que "más gravoso" era para el ciudadano el Impuesto sobre Sucesiones. Por eso, "con esta reforma se va a aliviar mucho esa carga fiscal en las herencias de parientes directos y nos acercamos más a las demás comunidades autónomas". Habrá que esperar a que culmine 2018 para ver si la reforma cambia o no el porcentaje de renuncias.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos