James Carter: «El Hammond es un instrumento que puede mover montañas»

James Cartes es una de las figuras más respetadas del jazz internacional./ J. J. G.
James Cartes es una de las figuras más respetadas del jazz internacional. / J. J. G.

El artista de Detroit actúa esta noche en el Isabel la Católica dentro del programa del Festival Internacional de Jazz

J. J. GARCÍAGRANADA

Tiene nombre de presidente, y los sería si no hubiese vivido antes Lester 'Pres' Young. Lo que nadie puede discutir es que James Carter sea un fuera de serie en todo instrumento que haya que llevarse a la boca, sea actual o de museo, de los que colecciona. La primera vez que le vimos por aquí fue en su recreación de un imaginario Ben Webster en la película 'Kansas City' que el cineasta Robert Altman rodó en 1996. Pero para entonces este saxofonista y clarinetista ya había llamado la atención de Wynton Marsalis quien le había invitado a actuar en su propio grupo y también en la Lincoln Center Jazz Orchestra, hasta el punto de que por debajo de la veintena llegó a sustituir a su hermano Brandford en la agrupación familiar. También sabían de él en el entorno menos estándar de Lester Bowie y los demás socios del Art Ensemble of Chicago, (quienes de alguna manera le adoptaron), como también en aquella primera juventud formó parte de la Mingus Big Band. Coqueto, con elegancia de pasarela internacional y fama de niño terrible, este 'joven león' es un saxofonista en su punto de madurez, con un conocimiento enciclopédico del papel del saxo en la historia del jazz, y muy consciente de sus explosivas posibilidades técnicas. Ahora exploradas con sus socios Gerard Gibbs (Hammond B3) y Alex White (batería). Teatro Isabel la Católica (21 horas).

-Viene en formato trío y de órgano, que no es muy usual, ¿no?

-No, pero el órgano siempre ha tenido presencia en la cultura afroamericana. En la iglesia, los grupos de saxos/órganos tenor de los años 50, hay registros de soul y funk de los años 60-70, ¡hasta este mismo momento! Los Hammond Organ tienen mucho poder y versatilidad en las manos de la persona adecuada, ha sido parte de nuestras vidas y me conmueve que profundice en nuestras experiencias colectivas en este planeta ¡y más allá!

-¿Qué tiene el Hammond que tanto emociona?

-¡Poder! Es un instrumento que puede mover montañas.

-Por cierto que ha formado su trío con músicos de Detroit...

-Sí, Gerard y Alex White somos de Detroit.

-Usted es de allí, sí, y participó en la película Kansas City haciendo de Ben Webster, ¿existe el jazz con denominación de origen?

-Bueno, sé que hay lugares donde el origen regional marca una cierta diferencia: en el jazz de Nueva Orleans ocurre ciertamente, y hay una gran diferencia con el jazz de Kansas City o Detroit. La música soul de Detroit de Motown es diferente de la de Memphis. de Stax Records.

-Detroit es una ciudad que en música ha marcado diferencias...

-Sí, debido a 'La gran migración', los afroamericanos de todos los puntos llegaron a Detroit en busca de Las oportunidades laborales trajeron sus diversas culturas junto con ellas a Detroit, lo que ayudó a darle a la música y la vida su sabor único.

-En este momento no vive sus mejores días...

-Sé que el 'white flight', (el abandono del centro de la ciudad hacia las afueras por parte de la población 'blanca'), es uno de los factores que provocaron la situación actual en mi ciudad natal. Espero sinceramente que los poderes que realmente inviertan más en la infraestructura cultural, y subrayo: cultural, durante este 'nuevo renacimiento milenario' que está experimentando actualmente.

-En su familia ha habido de todo: su hermano tocó con Parliament, Funkadelic y Martha & Vandellas...

-Tengo hermanos muy funkis (risas). Robert y Kevin Carter y su banda de covers de los 70 Stiheem! (risas) estuve en los ensayos de garaje y los vi prepararse para sus conciertos buscando disfraces y equipo para cargar en las furgonetas (risas) fue un placer para mí. Tuve acceso a todos sus instrumentos y tuve la tentación de tocar en ese género, sí, ¡pero el jazz ganó gracias a mi mamá!

-¿Haría funk rock en algún momento?

-Si el grupo de Black Rock Living Colour se vuelve a juntar, me encantaría hacer algunas cosas con ellos. Son unos 'cats' (argot sinónimo de colegas). En la década de 1990, vi un programa de MTV llamado 'Beavis & Butthead' en el que escuchaban y criticaban varios videos musicales, uno de ellos fue 'Cut Your Hair' de Pavement. Poco imaginaba que ese detalle se haría realidad en el proyecto Brown Brothers de músicos de jazz tocando funk de Pvement (risas).

-Sus últimos trabajos son muy distintos ¿Qué tal la colaboración con Roberto Sierra?

-Roberto había escuchado mis discos y pensó que sería un plan interesante combinar mi sentido del jazz, su herencia latina y su formación clásica con la creación de la obra maestra del año: ¡El 'Concierto para saxofones' de Sierra, y la continuación 'Rapsodia del Caribe' ¡Espero algún día tener la oportunidad de tocar esta obra maestra en Granada!

-Acostumbrados a que sacara muchos discos ¿ahora que se trae entre manos?

-He estado trabajando en tres proyectos separados actualmente que he realizado en varias sedes: Un CD llamado 'Don Byas Big Band Tribute', el 'Django Unchained' de The Organ Trío y otro con la la Elektrik Outlet Band... Estén atentos, hay mucho que escuchar.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos