«A veces al humor se le falta al respeto haciendo las cosas fáciles»

Paco Tous, encaramado sobre su 'hermano de oficio', Pepón Nieto, en un momento del montaje. /IDEAL
Paco Tous, encaramado sobre su 'hermano de oficio', Pepón Nieto, en un momento del montaje. / IDEAL

Entrevista a Paco Tous, actor | El intérprete será uno de los actores que se suba el escenario del 'Infanta Leonor' para cerrar la gira de la obra de 'La comedia de las mentiras'

ANTONIO ORDÓÑEZJAÉN

'La comedia de las mentiras' cierra su gira en la capital, el próximo sábado, en el Teatro 'Infanta Leonor' (21.00 horas). Paco Tous es uno de los protagonistas de esta obra, que recoge personajes y tramas de las comedias de Plauto, y donde el actor se rodea de otros grandes nombres de la escena, como Pepón Nieto, María Barranco, José Troncoso, Angy Fernández, Raúl Jiménez o Marta Guerras.

-En Jaén cierran, el próximo sábado, la gira de 'La comedia de las mentiras', ¿cómo ha sido trabajar en este proyecto?, ¿qué balance hace ahora que solo queda el último coletazo?

-Yo creo que la clave de este espectáculo nos la dio el director, que es también autor, Pep Antón Gómez, que cuando empezamos los ensayos nos dijo que el único objetivo del montaje era hacer a la gente reír, y que se lo pase bien. «A partir de ahí, haced lo que podáis», nos dijo. Planteaba libertad para el actor, para que utilizáramos nuestras armas como cómicos; y en esa soltura, en esa libertad, está el éxito de este espectáculo.

-¿Qué le sedujo de este proyecto?

-Pues una de las cosas, que ya había trabajado con Pepón, es casi un hermano de oficio. Y si tú me dices ven, pues eso, que me voy con mi Pepón. También había trabajado antes con Pep Antón Gómez, en otro espectáculo suyo, también con Pepón... Me gusta la forma que tiene que ver el humor, pues se lo toma muy en serio, como se debe.

-¿Acaso cree que a veces se le quita importancia al humor? ¿No se le concede la que merece?

-Sí. A veces se le falta al respeto, haciendo las cosas fáciles por ejemplo. No es que haya que meterse en muchos vericuetos para hacer reír, pero sí tomárselo muy en serio. Es un oficio muy antiguo, potente, y hay que respetarlo mucho. No es que haya un humor bueno o malo, pero sí los hay mejores.

-¿Qué tiene de comedia la mentira?

-Hombre, pues yo creo que mucho. ¿Quién no miente? Además, imagínate un mundo solo de verdad, sería horrible (ríe). No es que diga que es bueno mentir, me refiero más bien a las mentirijillas. Luego están todos esos mentirosos que tenemos a nuestro alrededor, que sabemos de quien hablamos, pero esos son mentirosos gordos (ríe).

Plauto y la actualidad

-En esta obra se trabajan los temas y los personajes de la comedia de Plauto, ¿cómo es meterse en ellos? ¿Cómo se contextualizan en la actualidad?

-La verdad es que se puede decir que la comedia clásica, no es que haya sido lo mejorcito que se ha hecho. Lo hicieron mejor con las tragedias, que se han hecho universales a través del tiempo. Con la comedia, en cambio, no se afinó mucho. Se trata en la mayoría de los casos de comedias de enredo, como en este espectáculo. De Plauto el autor ha cogido tres obras y las ha fusionado de alguna forma, actualizando esos guiones, porque no había más donde rascar...

-Se trabajan temas universales...

-Sí, y personajes casi básicos, el antes, parecido incluso a la comedia del arte. Pero entonces teníamos una realidad, que ahora se ha actualizado. Podemos situarlo como comedía de enredos, si tuviéramos una escenografía más clásica, tendría muchas puertas y soportales por dónde entrarían y saldrían los personajes. Pero aquí está concebida desde otro punto de vida, como esa comedia de enredo, donde una mentira engorda a otra, y esta a su vez a otra, y así hasta hacer una pelota...

Junto a otros grandes

-Supongo que habrá sido todo un placer subirse a un escenario con otros grandes de la comedia...

-Claro, ese ha sido el gran placer. Sobre todo con Pepón, que cuando nos vemos, casi sabemos ya lo que vamos a hacer. Hay un entendimiento muy grande entre los dos. Y con los otros compañeros también. Ha sido una gira grande, en la que hemos tenido mucha suerte, con muy buenas historias, muy buen ambiente de trabajo, camaradería, solidaridad. Incluso dentro del escenario, porque cuando uno ha tenido un día malo, porque se encontraba enfermo, etc., nos hemos ayudado mucho. Ha sido una gira muy bonita.

-Y ahora, el sábado, después de echar el telón, ¿qué proyectos hay?

-Bueno, nada. Que lo sepan los productores (ríe). La verdad es que estoy trabajando en una película con Fernando González Molina, de la 'Trilogía del Baztán', y nada más, así que sí, que se enteren los productores, que se enteren...

-Y con el proyecto de Los Ulen, ¿nada pendiente?

-Bueno está algo parada la cosa, desde que hicimos hace dos años 'Dos idiotas', pero puede ser que este año volvamos a trabajar Pepe Quero y yo.

-Vamos, que hay mono de Ulen...

-Pues sí, lo hay. Cuando me lo preguntas sabes por qué lo haces... Es un humor muy especial el nuestro, y cuando trabajas algo muy tuyo...

-¿Es la horma de su zapato?

Sí, lo es (ríe).

 

Fotos

Vídeos