Guadix en el corazón de Tokio

Ken Nakajima, junto a sus fotos tomadas en Guadix.que expone en Tokio./J. J. P.
Ken Nakajima, junto a sus fotos tomadas en Guadix.que expone en Tokio. / J. J. P.

El fotógrafo Ken Nakajima expone en el corazón de la capital nipona fotografías tomadas en sus viajes a Guadix

JESÚS JAVIER PÉREZ

Ken Nakajima es un accitano más, aunque nació y vive en Japón. Lo suyo es ser accitano por vocación y ejerce como tal allá donde va desde que conoció Guadix a finales de los años 80. Aunque en realidad, este japonés precisa que aunque en esta vida no le ha tocado ser accitano, sí que le gustaría «renacer como guadijeño».

En aquella primera visita quedó cautivado por su el paisaje accitano, sus gentes y su modo de vivir. Más de treinta años después de su primera visita, Nakajima ha mostrado una selección de fotografías de las cuevas accitanas en una exposición colectiva junto a otros fotógrafos del País del Sol Naciente. Nakajima ha seleccionado once fotografías para la ocasión que se pueden ver en la galería Sirius de Shinjuku, uno de los barrios más importantes a nivel comercial y administrativo del lejano Tokio.

El fotógrafo japonés ha expresado su deseo de mostrar sus imágenes también en Guadix

El colectivo fotográfico al que pertenece Nakajima, y con el que realiza la exposición, se llama 'Suelo Lujoso', un nombre improvisado por uno de sus miembros y que no tiene ningún sentido especial, según explica Nakajima. La exposición colectiva se denomina 'Time to time' ('Tiempo al tiempo') y el colectivo nació en 1991 y desde 2004 realiza periódicamente una exposición cada dos años.

A principios de 2000

En esta ocasión Nakajima ha escogido una serie de fotografías que realizó a principios del año 2000, en otra de sus visitas. El fotógrafo había guardado celosamente estas fotografías con el fin de mostrarlas en una exposición, aunque hasta el momento no había tenido oportunidad de hacerlo. Ha aprovechado la ocasión que le brindaba el colectivo para sacar a la luz unas imágenes que sorprenden a los visitantes, especialmente a los locales. «No es un prejuicio, simplemente no lo conocen».

Exterior de una casa cueva que se muestra en Tokio.
Exterior de una casa cueva que se muestra en Tokio. / KEN NAKAJIMA

La imagen de las cuevas ha impactado entre los visitantes que se han detenido delante de sus fotografías, pero muy especialmente la de las chimeneas. «Parece como un pequeño castillo», es alguno de los comentarios que ha recogido entre sus visitantes. La sorpresa es mayor cuando sus compatriotas conocen que se trata de viviendas y viviendas habitadas en la actualidad. Es obvio que en un país como Japón, con una intensa actividad sísmica, es difícil comprender un tipo de vivienda dentro de la cueva.

Nakajima ejerce como embajador de la ciudad de Guadix en Tokio y ha podido comprobar como algunos de los que han acudido a ver sus fotos no conocían Guadix, aunque sí otras ciudades de España, como Barcelona, Madrid o Sevilla. Lamenta que no se conozca una tierra con la que tiene tantos vínculos, pero, no obstante también comenta con orgullo como alguno se ha interesado por esta tierra.

Interior de una cueva de Guadix.
Interior de una cueva de Guadix. / KEN NAKAJIMA

A pesar de la distancia, Ken Nakajima mantiene una intensa conexión con la ciudad accitana. Su primera visita coincidió con su primera visita al extranjero, algo que siempre le gusta destacar. Su cámara fotográfica registró la vida de la ciudad a finales de los años ochenta. Dejó constancia de grupos de amigos, reuniones familiares, de los establecimientos que existían en aquel momento. Sus primeras fotografías sorprendieron en un Internet casi en pañales con su web (accitano.com), una web que continúa manteniendo y que tiene el honor de haber sido la primera página electrónica sobre la ciudad de Guadix.

Nakajima expone en la galería Sirius junto al colectivo fotográfico 'Suelo lujoso'

Las redes sociales han permitido a este japonés retomar el contacto con Guadix y también con los protagonistas de muchas de sus fotografías. Repentinamente las redes sociales abrieron un nuevo canal de comunicación con el que Ken Nakajima ha ido dejando caer como gotas de nostalgia las fotografías que guardaba y en las que numerosos accitanos se han ido reconociendo tres décadas después.

El archivo de Ken Nakajima es muy amplio y seguirá creciendo. En sus planes más inmediatos está regresar este mismo año a la tierra y en el viaje no faltará su cámara fotográfica. No descarta aprovechar la oportunidad de poder exponer en la ciudad de Guadix porque, asegura, a la gente que vive en Guadix les encantará ver sus fotos antiguas.