Maná lleva su «desmadre» de rock latino a Almería en un concierto de éxitos

Maná lleva su «desmadre» de rock latino a Almería en un concierto de éxitos
EFE

El cuarteto integrado por Fher Olvera, Alex González, Sergio Vallín y Juan Calleros ha ofrecido un repaso a sus principales canciones y álbumes

EFEALMERÍA

La banda mexicana de rock latino Maná ha llevado esta noche su «desmadre» al recinto de conciertos de verano de la capital almeriense en una cita en la que el cuarteto integrado por Fher Olvera, Alex González, Sergio Vallín y Juan Calleros ha ofrecido un repaso a sus principales canciones y álbumes.

A las doce menos cuarto del sábado daba comienzo este multitudinario concierto incluido en el 'Almería Summer Festival 2018', que ha dado el pistoletazo de salida con 'Manda una señal', seguida por uno de sus mayores éxitos, 'Oye mi amor' y el no menos conocido 'Corazón Espinado'.

Tras 'Déjame entrar' ha llegado uno de los primeros momentos emotivos del evento, con un vídeo locutado por Olvera en el que el cantante ha advertido que «si el hombre escupe al cielo, se escupirá a sí mismo, hemos sido sordos y no hemos escuchado a la naturaleza (...) debemos conectarnos con nuestra madre tierra, si no lo hacemos, no sobreviviremos».

Olvera ha continuado esta argumentación, ya en persona, para recordar al activista brasileño Chico Mendes, asesinado en 1988 a «sangre fría», y dedicarle el tema 'Cuando los ángeles lloran'.

La cara visible de Maná, que no ha dejado de dirigirse en ningún momento al público, ha expresado la alegría del grupo por poder encontrarse en España, un país en el que «cada región es cojonuda«, refiriéndose directamente a la crisis territorial para defender la importancia de la »unidad en la diversidad«.

«Siempre es un placer venir acá. Todos los 'manás' pagamos por venir a España (...) los españoles son una ráfaga de intensidad, de inspiración. Tres años hemos tardado en venir, ya no tardamos tanto«, ha dicho Olvera antes de interpretar 'Bendita la luz'.

'Vivir sin aire', una canción que Olvera escribió cuando «no tenía pasta para pagar un hotel« en la azotea de un amigo», ha sido la siguiente en la lista de éxito, interrumpida brevemente con una pieza instrumental en la que han destacado las guitarras y batería de Maná.

El cantante ha vuelto a mostrarse jocoso en numerosas ocasiones, como cuando ha dicho que le gustaría tener una «manguera de bomberos» para bañar con cerveza a los presentes, o explicando mientras tomaba algo de vino que hace años descubrió que el tequila y el ron le «quitaban la vergüenza», o incluso al dedicar su 'Mariposa traicionera' a «todas las mujeres cachondas de aquí«.

'Labios compartidos', 'De pies a cabeza', una rockera versión de 'El Rey', un nuevo tema instrumental, 'Me vale'... El ritmo no ha cesado mientras Olvera retaba a los almerienses a cantar «tan fuerte que lo tengan que escuchar hasta en Madrid«.

En el último tramo del concierto, Maná ha invitado a Elena, una joven seguidora de la banda de Granada, a subir al escenario, para compartir con ella algunos de sus temas más conocidos de los últimos 20 años como 'Te lloré un río', 'Cómo dueles en los labios', 'Eres mi religión', o 'Se me olvidó otra vez'.

Antes de entonar esta última composición, Olvera ha dedicado unas palabras a los «gringos», esos «incómodos vecinos del norte» que «quieren hacer un muro». «Como me dijo un amigo, cuánto más alta la valla, más alta la escalera«, ha sentenciado.

Así, y después de que la joven abandonase el escenario, han llegado finalmente los populares 'El muelle de San Blas', 'Clavado en un bar' y, ya en el inevitable bis, 'Rayando el sol', durante cuya interpretación Olvera ha pedido cortar las luces y encender los focos de los móviles para enviar «una lucecita de esperanza» al resto del mundo, agradeciendo el «amor» y «cariño» de Almería.

Fotos

Vídeos