Los ocho delegados provinciales de la Junta toman posesión con el encargo de «escuchar a todo el mundo»

El presidente de la Junta, con los nuevos delegados provinciales / EFE

Los cinco mujeres y tres hombres que han jurado el cargo serán «las manos y los pies del cambio en cada provincia», ha dicho Moreno | El presidente asegura que habrá un 12 por ciento menos de cargos territoriales con lo que se ahorrarán 500.000 euros

D. Q.

El presidente andaluz, Juanma Moreno, ha asegurado este jueves que su Gobierno tendrá «puertas abiertas» en cada provincia para acercar la Administración autonómica a los ciudadanos y ha garantizado que habrá colaboración leal con todas las entidades locales, sin «sectarismo» por el color político.

Moreno, que ha presidido en el Palacio de San Telmo la toma de posesión de los ocho delegados de la Junta en las provincias, les ha trasladado el encargo de «escuchar a todo el mundo» para saber qué preocupa y necesitan los andaluces y hacer llegar a la mesa del Consejo de Gobierno esas medidas.

Los cinco mujeres y tres hombres que han jurado el cargo serán «las manos y los pies del cambio en cada provincia», ha dicho el presidente, quien ha comenzado su intervención lamentando el fallecimiento en Sevilla de cinco personas en un accidente de tráfico.

Los ocho delegados que este jueves han jurado el cargo son: Ricardo Sánchez en Sevilla; Patricia Navarro en Málaga; Ana Mestre en Cádiz; Pablo García en Granada; Antonio Repullo en Córdoba; Maribel Lozano en Jaén; Maribel Sánchez en Almería y Bella Verano en Huelva.

Moreno ha pedido a los delegados que asuman el «papel fundamental» de cooperación con las administraciones locales, independientemente del partido que las gobiernen, para que haya una «colaboración leal».

Moreno ha afirmado que «no cabe sectarismo ni discriminación de ayuntamientos por el color político» y ha prometido colaboración y lealtad institucional «como marca del cambio».

«Quiero puertas abiertas y mucha carretera», ha añadido Moreno, quien ha abogado por la igualdad entre todos los andaluces, vivan en zonas urbanas o rurales.

El jefe del Ejecutivo andaluz ha resaltado que se ha formado «un gran equipo de proximidad» que está «ajustado a la nueva etapa y con el compromiso de reducción de la estructura», ya que habrá un 12 por ciento menos de cargos territoriales ahorrando 500.000 euros.

Ha pedido que los delegados tengan una presencia «cercana» en cada provincia porque será «una seña de identidad» de su gobierno. «Tengo como objetivo que cada andaluz de cualquier rincón sienta que la Junta de Andalucía está con ellos», ha agregado.