La Junta de Andalucía revisará las subvenciones concernientes a la memoria histórica

Bendodo y del Pozo, en la rueda de prensa posterior al Consejo de Gobierno/EFE
Bendodo y del Pozo, en la rueda de prensa posterior al Consejo de Gobierno / EFE

Así se pretende garantizar «aún más que van estrictamente» a los proyectos que se plantean

EUROPA PRESSSEVILLA

La Junta de Andalucía no tiene «inconveniente en revisar las bases reguladoras» de las subvenciones para cuestiones de memoria histórica y democrática «para garantizar aún más que este dinero vaya estrictamente al proyecto que se plantea».

Así lo ha anunciado la consejera de Cultura y Patrimonio Histórico, Patricia del Pozo, en la rueda de prensa posterior a la reunión del Consejo de Gobierno, y a pregunta de los periodistas al hilo de lo que atañe a memoria histórica en el acuerdo que el Ejecutivo andaluz de PP-A y Ciudadanos (Cs) alcanzó la semana pasada con Vox para la aprobación de los Presupuestos de este año y del que viene.

La consejera ha señalado que las subvenciones «suelen ir todas en una partida» y parten de «una convocatoria anual dirigida a ayuntamientos, entidades y universidades», y ha explicado que dicha partida tenía presupuestada en el pasado ejercicio de 2018 -con el anterior Gobierno socialista- un montante de 300.000 euros, que en el proyecto de cuentas de 2019 se ha rebajado a 155.000 euros porque el año pasado la ejecución real de dicha partida fue de «88.000 euros», según ha precisado Del Pozo, que ha defendido por ello como «razonable» la suma presupuestada para 2019.

Ha detallado además que dichos 88.000 euros fueron a parar a «24 entidades, 36 ayuntamientos y dos universidades», para «proyectos de investigación, divulgación, estudios, conferencias». En esa línea, la consejera ha remarcado que «la subvención va directamente al proyecto que se presenta, con lo que es muy difícil que la asociación que presenta el proyecto pueda financiar sus gastos estructurales, porque los requisitos para la presentación de proyectos son estrictos».

No obstante, ha confirmado que, en el acuerdo alcanzado por el Gobierno de PP-A y Cs con Vox, dicho grupo ha propuesto «la posibilidad de evitar de cualquier modo que este tipo de subvención fuera a gastos estructurales que pudieran superar el 20% de la subvención».

«Esto no suele ocurrir porque son proyectos concretos, pero es una medida rigurosa que trata de primar el proyecto por encima de los gastos administrativos», ha agregado Del Pozo, quien ha apostillado, no obstante, que no tiene «inconveniente en revisar las bases reguladoras para garantizar aún más que este dinero vaya estrictamente al proyecto que se plantea».

Por lo demás, la consejera de Cultura ha defendido que el presupuesto de memoria histórica y democrática continúa «prácticamente igual» que el heredado por el anterior Gobierno socialista, de forma que ha pasado de sumar 1.724.752 euros en 2018 a contar con 1.605.358 euros en 2019, «una cantidad muy alta que hemos mantenido a pesar de que la ejecución en el 2018 rozó el 50%», según ha apostillado.

La titular de Cultura también ha subrayado que, en el Presupuesto, el Gobierno ha «priorizado, tal como establecimos con el Consejo Andaluz de Memoria Democrática, dos grandes cuestiones», como son las exhumaciones y la identificación genética, que «son las cuestiones que consuelan a las familias».

En ese sentido, Del Pozo ha aseverado que «este es un tema de humanidad», porque «todo el mundo tiene derecho a saber dónde están enterrados sus seres queridos», y ha resaltado que el presupuesto para identificación genética «ha pasado de cero a 363.000 euros» en 2019.