El BBVA prevé que Andalucía crezca el 2,3%, dos décimas menos que España

Cardoso y Ballester, ayer en Sevilla./IDEAL
Cardoso y Ballester, ayer en Sevilla. / IDEAL

La entidad aboga por un crecimiento económico «más inclusivo», para frenar el aumento de las desigualdades sociales

EFESEVILLA

La economía andaluza se desacelerará este año, en el que crecerá el 2,3 por ciento, una décima menos que la media española, según el último informe de coyuntura del BBVA Research, presentado ayer en Sevilla.

Este servicio de estudios prevé que el PIB andaluz crezca el 1,9 por ciento en 2020, también una décima menos que el crecimiento medio previsto para la economía española, según destacó el director de la Territorial Sur de BBVA, José Ballester. El economista jefe para España y Portugal de BBVA Research, Miguel Cardoso, señaló que, a pesar de esta desaceleración del crecimiento, la economía andaluza creará unos 140.000 empleos en los dos próximos años. También destacó que las incertidumbres internacionales, como las derivadas del 'Brexit' o de los conflictos proteccionistas; las nacionales, según evolucione la situación en Cataluña y la estabilidad del Gobierno central, y las andaluzas, en función de la implementación de las medidas anunciadas por el nuevo gobierno, suponen riesgos para el crecimiento de la economía y del empleo andaluces.

«Necesidad de consensos»

Cardoso advirtió de «la necesidad de llegar a consensos para aprobar medidas que mejoren la respuesta de la economía española a estos entornos más inciertos» y abogó también por un crecimiento económico «más inclusivo», para frenar el aumento de las desigualdades sociales. La desaceleración de la economía andaluza se basa en un menor gasto familiar, acentuado porque muchas decisiones de compra que se aplazaron durante la crisis se han concentrado en los últimos años en unas tasas difíciles de mantener.

Ello explica que el consumo interno, que crecía a promedios del 2,5 por ciento en los últimos años, lo haga ahora a porcentajes más bajos. También se han ralentizado las exportaciones, por la menor demanda en algunos países europeos importantes que son los principales mercados de las ventas andaluzas al exterior. Otra desaceleración se ha producido en la demanda turística extranjera hacia los destinos andaluces, a causa de la menor llegada de turistas y de una mayor competencia de destinos que han superado sus problemas de seguridad.

Un dato relevante de este estudio es la encuesta sobre el nivel de confianza que el BBVA elabora en sus oficinas y que bajó al 20 por ciento en diciembre pasado, la menor tasa desde el máximo del 70 por ciento, alcanzado en marzo del 2015. Como factores que ayudarán a que la economía andaluza siga creciendo este año y el 2019, Cardoso citó el mantenimiento por parte del BCE de su política de bajos tipos de interés, ya que estima que postergará hasta el segundo trimestre del 2020 la prevista subida de tipos.