Once detenidos en Adra y Roquetas por hurtos de productos agrícolas que 'colocaban' en mercadillos

Once detenidos en Adra y Roquetas por hurtos de productos agrícolas que 'colocaban' en mercadillos

En la operación se han intervenido tres furgonetas y más de 25.000 de kilos de fruta

EFEALMERÍA

La Guardia Civil ha detenido a once vecinos de los municipios almerienses de Adra y Roquetas de Mar por su presunta pertenencia a una banda criminal que hurtaba productos agrícolas y los «colocaba» en almacenes, mercadillos y a particulares.

En la operación se han intervenido tres furgonetas y más de 25.000 de kilos de fruta, que los miembros de la organización sustraían y posteriormente vendían, ha informado la Comandancia de Almería en una nota.

El instituto armado ha indicado que se trata de la operación más importante llevada a cabo en la provincia contra el hurto de productos en explotaciones agrícolas, así como que para arrestar a los once presuntos implicados ha sido preciso coordinar a agentes de Almería y Murcia.

Además de los arrestados, se investiga a diez personas por receptación y la operación continúa abierta y no se descartan nuevas detenciones e investigaciones.

La operación 'Bacal' comenzó el pasado mes de marzo después de que los agentes tuviesen conocimiento de la existencia de una nave industrial en la localidad de Adra que al parecer se estaba dedicando al almacenaje y envasado de productos agrícolas procedentes de hurtos en explotaciones.

La Guardia Civil estableció un dispositivo de vigilancia y los agentes comprobaron cómo las personas que entraban o salían de la nave intentaban detectar si alguien los estaba vigilando y se mostraban «excesivamente recelosas«.

Los miembros de este grupo cometían los hurtos en horario nocturno y luego vendían las mercancías en almacenes, fruterías y los mercadillos de Roquetas de Mar y Adra, además de entre particulares.

Cada uno de ellos tenía un rol asignado con funciones como la sustracción del género, transporte y almacenamiento, y gestionar su salida en los mercadillos y entre particulares.

La Guardia Civil llevó a cabo también el seguimiento de la mercancía y logró intervenirla en los vehículos usados para su transporte, en almacenes o en el mismo mercadillo.

Fotos

Vídeos