Ideal

Sacyr se llevó el contrato por ser la empresa más barata de todas

Sacyr se llevó el contrato por ser la empresa más barata de todas
  • El Ministerio de Fomento impuso en la contratación una gran laxitud frente a las bajas temerarias para continuar con la obra pública pese a disponer de menos fondos

La adjudicación a Sacyr de las únicas obras del AVE contratadas por el PP en Almería se produjo a finales de julio de 2015, hace año y medio. El Ministerio de Fomento impuso en la contratación una gran laxitud frente a las bajas temerarias -excesivamente desviadas del precio estimado de ejecución- para continuar con la obra pública pese a disponer de menos fondos. Eso le llevo a aceptar ofertas que, a día de hoy, y en base a la aplicación de hasta tres directivas europeas que afectan a la Ley de Contratos del Sector Público, serían rechazadas de plano.

En el caso del tramo de la Línea de Alta Velocidad entre Pulpí y Cuevas del Almanzora, de unos 12 kilómetros, el precio de licitación -el que estima el Ministerio de Fomento que en base a los precios de mercado- se situó en 86,2 millones de euros. Sin embargo, la adjudicación resultó en unos 33, esto es, con una baja superior al 50%.

Fue precisamente esta oferta económica la que llevó al Gobierno a seleccionar a Sacyr para la ejecución de las obras que, a día de hoy, año y medio después, aún no han comenzado.

Desde que esta fórmula de adjudicación se aplica en España, diversas obras han sido susceptibles de cuantiosos modificados económicos tras informar las empresas que con los fondos de su oferta no llegaba para culminarlas. También en el AVE -ocurrió recientemente en el tramo de Loja de la Línea de Alta Velocidad entre Antequera y Granada-.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate