'Operación Triunfo' cierra el telón entre lágrimas y agradecimientos

Uno de los platos fuertes de la noche fue cuando interpretaron el tema de 'La Revolución Sexual', de La Casa Azul./
Uno de los platos fuertes de la noche fue cuando interpretaron el tema de 'La Revolución Sexual', de La Casa Azul.

El concierto estuvo marcado por un intenso sabor a despedida, pero eso no impidió que el público disfrutara entregado de casi tres horas de actuaciones

R.I ALMERÍA.

El concierto de final de gira de Operación Triunfo 2017 será, presumiblemente, la última vez que se haya visto actuar juntos a la mayoría de los nuevos 'triunfitos', que se despidieron el sábado del público que les lleva acompañando ya casi un año con muchos agradecimientos y lágrimas en los ojos.

Este final de gira también supone probablemente la última aparición de relevancia de algunos de ellos, como Marina o Juan Antonio, que han disfrutado de una experiencia única pero que tendrán muy difícil continuar una carrera musical.

El concierto empezó con un 'speech' de Roberto Leal que, como todos después que él, dio las gracias al público, ya que todos coincidieron en que han sido los fans quiénes les han aupado hasta donde están.

La primera actuación individual corrió a cargo de Ricky Merino, que desbordó el escenario con su habitual carisma con 'Let me entertain you'. Más tarde, volvería a levantar los aplausos del público junto a Mireya en su versión de 'Madre Tierra' de Chayanne.

Las actuaciones individuales sirvieron además para que los jóvenes pudieran dedicar unos pequeños discursos al público, generalmente volviendo a dar las gracias, como Amaia, que casi no podía articular nada más «Gracias, muchísimas gracias a todos, sé que lo repito mucho pero os estoy muy agradecida», dijo la pamplonica, que dejó una actuación memorable al interpretar 'Shake it out' de 'Florence + The Machine' y también protagonizó otros momentos que enternecieron al público en sus duetos con Alfred, cantando 'City of stars' y 'Tu canción', en las que hizo gala de su voz portentosa, con la que se erige en estrella a cada segundo que canta.

Aitana también tuvo la ocasión de volver loca a la audiencia con todas sus actuaciones, ya que no solo logró llenar la escena con su voz y su presencia, sino que también hizo duetos de mucha altura como el que hizo con Amaia cantando 'Con las ganas' o el esperadísimo 'hit' 'Lo Malo', en el que ella misma y Ana Guerra pusieron a todo el recinto a bailar.

La propia Ana Guerra tuvo otro de los grandes momentos de la noche, cuando cantó 'La Bikina', en la que demostró que, además de cantar números difíciles sin problemas, tiene una habilidad para el show y para conquistar al público sin igual entre los demás concursantes.

Otra que demostró que lo suyo va mucho más allá de simplemente saber cantar fue Mimi, o Lola Índigo, que pasó como un huracán con su 'Yo ya no quiero ná', que está triunfando ahora mismo y se notó en el concierto, ya que toda la audiencia coreó la letra y bailó al ritmo que ella marcaba sobre las tablas del recinto de conciertos del Ferial.

Como la noche iba de actuaciones de gran intensidad y despedidas, el dueto de Raoul y Agoney no fue menos y emocionó al público, como también hicieron cada uno de los dos en solitario,

La salida de la 'Leona' Miriam a cantar fue el otro plato fuerte del concierto, aunque destacó más en su dueto junto a Thalía, en el que cantaron 'Euphoria'.

Y así fue, con euforia, sonrisas y lágrimas, como echó el telón final OT 2017, cantando 'La Revolución Sexual' todos juntos frente a miles de personas en Almería.