La obra del Torreón se cae de la fase inicial del Plan Turístico de Grandes Ciudades por culpa de la burocracia

El Torreón del barrio de San Miguel de Cabo de Gata. /IDEAL
El Torreón del barrio de San Miguel de Cabo de Gata. / IDEAL

El Ayuntamiento está esperando a que Costas firme un acuerdo por cuatro años que le permita una cesión en precario del suelo mientras tramita una definitiva con la Junta

Sergio González Hueso
SERGIO GONZÁLEZ HUESOALMERÍA

La maraña burocrática en la que está atrapado el proceso de reforma integral del Torreón de San Miguel de Cabo de Gata ha provocado ya que el Ayuntamiento de Almería descarte ejecutar esta actuación en la primera fase de medidas del Plan Turístico de Grandes Ciudades de Almería, la línea de ayudas económicas coparticipada por la Junta de Andalucía para incentivar este sector en las capitales andaluzas.

Aunque la intención del equipo de gobierno había sido ejecutar esta reforma como la primera de todas en el marco de esta estrategia, las dificultades que se ha ido encontrando por el camino han hecho aparcar hasta nueva orden esta idea en tanto en cuanto se solucionen escollos como la aprobación por parte de Costas del convenio de colaboración que ambas administraciones habían redactado antes del cambio de Gobierno, y que permitía una cesión en precario de los terrenos afectados por la actuación por cuatro años.

Fuentes municipales explicaron que todo se ha paralizado de tal forma que no saben muy bien cuando podría desbloquearse una cesión que es indispensable para poder acceder a los suelos, un entorno BIC, y realizar los estudios arqueológicos que se requieren para culminar el proceso de redacción del proyecto de obras, paso previo a su licitación. Cabe recordar que la idea de reforma parte de la convocatoria de un concurso de ideas que ganó el estudio de arquitectura 'Cano Lasso' y cuya propuesta fue escogida entre las 99 que se presentaron.

Sin arqueología no hay 'ok' de Cultura, y sin el visto bueno de este área de la Junta es imposible avanzar en esta reforma. Si se tiene en cuenta que sin cesión de suelo no se puede trabajar en él, la realidad sugiere que es mejor empezar este plan con otras actuaciones, aún no dadas a conocer por el área de Promoción de la Ciudad. Esta firma de Costas pendiente, que ya fue mencionada el día de la presentación del plan en Almería por el propio alcalde, no sería lo único que faltaría para echar a andar la rehabilitación a tenor de lo que explicaron a IDEAL fuentes de la Subdelegación del Gobierno. Estas fuentes señalaron que a pesar de que el edificio en cuestión es suyo, de Costas, por pertenecer al espacio público marítimo-terrestre, la cesión de los terrenos como tal la debe otorgar la Junta de Andalucía en virtud de la ley de transferencia de competencias.

Y de ahí que el Ayuntamiento también haya iniciado este procedimiento con el Ejecutivo andaluz. Consciente de que esta Administración solo tramita una concesión firme y definitiva y que para esta se requieren más documentos y tiempo de los que tenían, los técnicos de Turismo buscaron un atajo pidiendo en paralelo la cesión en precario a Costas a través del citado convenio, el mismo en el que se recuerda a esta administración cómo la norma permite la participación de las corporaciones locales en la financiación de actuaciones de obras que son competencia propia del Estado, como es este caso. El Torreón es un BIC y, por Ley, su propietario está obligado a preservarlo, algo a lo que está dispuesto el Consistorio con esta reforma hoy en barbecho.

Fotos

Vídeos