'Normalidad' a la vista

La Mesa del Tren volverá a movilizar a los almerienses en defensa del AVE. /IDEAL
La Mesa del Tren volverá a movilizar a los almerienses en defensa del AVE. / IDEAL

El PP, ahora en la oposición, saca el 'garrote' y arremete contra el Gobierno socialista ¡Las vueltas que dan la vida y la política!

DAVID BAÑOSALMERÍA

Ha sido entrar agosto y todo ha vuelto a la 'normalidad'. Atrás quedó un mes de julio que los almerienses firmaríamos por muchos años, ¿verdad? Me estoy refiriendo, claro está, a lo meteorológico. Las temperaturas han sido más bajas de lo habitual y eso lo hemos agradecido los locales y también los que han venido de fuera a pasar las vacaciones. Pero otra vez nos hemos topado con la 'cruel' realidad estival de nuestra provincia. Aquí cuando el sol dice de apretar sí ahoga. Tampoco es que hayamos batido ningún récord, pero el contraste es importante. Hagámonos a la idea, es verano y lo que toca es pasar calor, además de protegerse de las medusas ¿Qué pasa con estos molestos animalitos? ¿Por qué se extienden por toda la costa mediterránea? Recuerdo que hace seis años, en el Mar Menor me sorprendieron unos barcos que sacaban del agua toneladas y toneladas de pequeñas medusas. Todo estaba lleno de estos invertebrados que son más antiguos que nosotros los humanos. Llevan con nosotros 600 millones de años, así que, si alguien ha pensado en acabar con ellas para siempre, es muy posible que tengamos las de perder. Con aquel panorama era impensable meter un pie en el mar. En nuestra tierra no hemos llegado a ese extremo, ni nada parecido, pero las medusas son un problema. Nos dicen que es culpa del cambio climático, de la contaminación, del calentamiento del mar, de la escasez de sus depredadores naturales (tortugas), ... Hay expertos que opinan que, hasta la fecha, todo está dentro de lo normal. Me explico. Algunos científicos creen que todo forma parte de sus ciclos de vida naturales. Mucha gente reclama soluciones prácticas que permitan el baño de población local y turistas. Por ahora el único remedio de choque son unas barreras que se colocan abrazando la playa que se quiere proteger. No me pregunten más porque desconozco si son realmente útiles o no. Si esto sigue así, verano tras verano, algo habrá que hacer, ¿no?

Sigamos hablando de cosas normales ¿Qué tal el AVE? Después de dos décadas de lenta espera este proyecto sigue su curso con total 'normalidad', ¿no creen? Según la RAE el termino 'normal' se utiliza para todo aquello «que se encuentra en su estado natural» y que «sirve de norma o regla». Pues ya está, las 'no obras' de la Alta Velocidad en nuestra provincia no acaban de relanzarse. La incertidumbre sigue rondando alrededor de una actuación que es vital para el futuro de Almería. Rajoy no fue capaz de ofrecernos avances significativos, aunque su último ministro de Fomento se mostró siempre voluntarioso. Todo estuvo parado durante años y aunque al final se quiso apretar el acelerador, al menos eso es lo que se vendió, llegaron tarde. Ahora con Sánchez en el Gobierno la situación no ha cambiado mucho. Seguimos sin progresos y sin compromisos. Y es que la perspectiva cambia tanto dependiendo de que estés en la oposición o tengas la sartén por el mango. Ábalos no se ha comprometido a acelerar la llegada del tren del futuro. Estaba previsto que julio se despidiera con los cinco tramos AVE que restan ya licitados, pero eso no se ha producido. Según el ministro, la culpa es de nuestros vecinos murcianos. En concreto el escollo a salvar está en Lorca, donde había un proyecto de soterramiento que ahora se quiere revisar. Toca, por tanto, seguir esperando. Vamos, lo que ha venido siendo 'normal' hasta la fecha. No habrá novedades hasta por lo menos el mes de septiembre, cuando se resuelva la encrucijada lorquina. Está previsto que entonces, el responsable de la cartera de Fomento nos visite por primera vez.

Las malas noticias llegan hasta aquí con la misma 'normalidad' de siempre. Nadie se altera, con excepción de la Mesa del Ferrocarril, la patronal y el Partido Popular. El PP, ahora en la oposición, saca el 'garrote' y arremete contra el Gobierno socialista ¡Las vueltas que dan la vida y la política! Los empresarios vuelven a unificar sus voces, a través de la Cámara de Comercio y Asempal, en una sola para denunciar los nuevos retrasos y reclamar avances. Consideran que el cronograma que tanto había costado fijar se ha roto. Ese calendario, que iba más allá de 2023, no era ningún 'chollo' pero era lo único que teníamos. Tras años y más años de retrasos e incumplimientos, resulta imposible soportar nuevos parones. La sociedad, organizada a través de la Mesa del Ferrocarril, amenaza con echarse a la calle cuando acabe el verano. Recuerdan que desde hace 32 años no se ha producido ninguna mejora en el trazado ferroviario de la provincia. Las obras del AVE llevan paradas 6 años. Esto es un lastre para el desarrollo socioeconómico, que lleva mucho tiempo afectándonos y lo seguirá haciendo mientras no dispongamos de las mismas condiciones que otras provincias.

El AVE es futuro, movilidad, agilidad para hacer negocios, facilidad para salir y viajar, ... principalmente, trae turistas y además ayuda a desestacionalizar. Esta semana ha vuelto a salir a la palestra el debate sobre la deriva del centro de la ciudad tras el anuncio de la marcha de algunas importantes franquicias ¿Acaso Zara no vende suficiente al final del Paseo? ¿No entraba la gente al McDonald's que ya cumple unos cuantos años cerrado? Está claro que los motivos son otros y seguramente tendrán que ver con los precios del alquiler, las exigencias de la franquicia,... Si en Almería hubiese más gente ninguna de estas empresas cerraría su establecimiento en el centro para trasladarse a un nuevo centro comercial. La estrategia sería distinta, porque lo lógico habría sido mantener la ubicación actual y abrir un nuevo establecimiento, ¿no? Pero aquí se estrellan los talentos y muchos proyectos que sí funcionan en otros puntos de la geografía mundial.

Tomemos como referencia algunas ciudades próximas, que cuentan con más centros comerciales que nosotros y mantienen llenas de público las calles de sus centros. En Granada se ha vivido una experiencia parecida a lo que sucederá pronto en Almería. Sin embargo, la apertura del centro comercial Nevada no ha restado clientes a los negocios del corazón de la capital. Nuestra vecina andaluza sigue presumiendo de jóvenes, gracias a la descentralización de su universidad, y de turistas, atraídos principalmente por la Alhambra. Muy pronto, tendrán el AVE -eso llevan años diciéndoles- y le servirá de estímulo. Donde hace años que sí lo tienen es en Málaga. El entorno de la estación María Zambrano es uno de los espacios más poblados ¿Quién llena las calles del centro de esta ciudad? Principalmente los turistas. El músculo que tiene el sector de la Costa del Sol es muy potente por tradición, servicios, establecimientos e infraestructuras de comunicación.

Almería no es Málaga, ni Granada y, además, históricamente hemos tenido olvidado el centro de la ciudad. Hasta no hace tanto no había centros comerciales, por lo que no había otras alternativas para comprar. El tiempo ha pasado y se han desperdiciado muchas oportunidades estratégicas. El Corte Inglés no llegó al centro cuando pudo hacerlo y ya será muy complicado que vuelva a darse esta posibilidad, porque la firma con sede central en la calle Hermosilla de Madrid no se plantea nuevas aperturas. La universidad no ha sido capaz de extender sus tentáculos hasta el casco antiguo, después de décadas de demanda en este sentido. La historia del tren ya la conocen ¿no? Luego también está el proyecto Puerto-Ciudad, que tampoco se ha materializado. Al final, somos unos 200.000 almerienses y no hay más. Por eso tenemos que recurrir a la actividad turística para fortalecer sectores como el comercio o la restauración. El último barómetro del Colegio de Economistas refleja que el turismo es el sector del que más se espera en este momento. No podemos quedarnos de brazos cruzados mientras la 'normalidad' sigue frenando nuestro progreso en materia de infraestructuras. No sería justo decir que no se ha hecho nada para mejorar el centro, quizá el problema es que en el pasado se estuvo demasiado tiempo sin que pasara nada en las calles más antiguas, sin mejoras, sin evolución, ... todo estaba entonces dentro de nuestra 'normalidad' almeriense. Almería 2019 es una magnífica idea para proyectar la ciudad e impulsar la actividad económica ¡Aprovechemos la oportunidad!

Fotos

Vídeos