Ecologistas reclaman medidas «excepcionales» a corto plazo para el río Aguas

Ecologistas reclaman medidas «excepcionales» a corto plazo para el río Aguas
EP

En los últimos años su caudal se ha reducido en un 75 por ciento, con lo que consideran imprescindible una actuación a corto plazo que evite su pérdida

EP

Ecologistas en Acción Almería, Grupo Ecologista Mediterráneo y Plataforma Acuíferos Vivos han reclamado a la Delegación Territorial de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio que adopte medidas «urgentes» y «excepcionales» para preservar el río Aguas, dado que en los últimos años su caudal se ha reducido en un 75 por ciento, con lo que consideran imprescindible una actuación a corto plazo que evite su pérdida.

Los colectivos han presentado un recurso de alzada contra la resolución del pasado 13 de junio emitida por la Dirección General de Planificación y Gestión del Dominio Público Hidráulico para la adopción de medidas conforme la Ley de Aguas de Andalucía para la recuperación de aguas subterráneas al considerar, entre otros aspectos, que las actuaciones programadas no se pueden dilatar en un plazo de dos años.

«Tienen que tomar medidas ya», ha asegurado el coordinador de Ecologistas en Acción en Almería, Enrique Ruiz, quien ha recordado que la Junta tiene «la potestad para adoptar medidas excepcionales ante esta cuestión, que es excepcional por la sobreexplotación» del manantial que amenaza la fauna de la zona.

El recurso impugna parcialmente algunos de los artículos del decreto y reclama una serie de medidas cautelares entre las que apuntan el cierre inmediato de todos los sondeos que no cuenten todas las autorizaciones exigibles, la suspensión inmediata de las extracciones de aquellos sondeos que aunque esté tramitándose su legalización y una inspección a todos los sondeos de la masa de agua «especialmente en las zonas más problemáticas, para identificar sus características, autorización y destino de las aguas extraídas».

Asimismo, han reclamado que se dé cuenta a la Fiscalía de aquellas situaciones que «puedan suponer una infracción de la normativa ambiental vigente». También se ha reclamado revisar todos los cambios de uso de suelo del perímetro correspondiente a la masa de agua para comprobar si los suelos están destinados a los usos autorizados y si cuentan con todos las autorizaciones necesarias en caso de que se esté usando agua.

Los vecinos de la zona también han acompañado a las plataformas conservacionistas al registro de las alegaciones y han dado cuenta de la bajada del caudal del río, que está «en una situación crítica», por lo que el «ecosistema complejo» que se encierra en torno a él «se va a perder totalmente», según han apreciado antes de expresar sus temores ante la posible pérdida total del cauce en septiembre.