Desmantelan una organización afincada en Almería que introducía droga desde Marruecos

Dinero hallado en uno de los vehículos utilizado por la banda. / GUARDIA CIVIL

La llamada operación 'Actinolita', que se ha saldado con siete detenciones, se inició tras hallar más de 800.000 euros ocultos en un vehículo en Huércal de Almería

Alicia Amate
ALICIA AMATEAlmería

El hallazgo de dos personas introduciendo varias bolsas de plástico negras en una furgoneta levantó las sospechas de una patrulla de la Guardia Civil que en ese momento (en septiembre del pasado año) se encontraba de servicio en Huércal de Almería. En su interior, ocultos en distintos habitáculos del vehículo, localizaron varios paquetes que contenían dinero en efectivo por valor de 828.955 euros cuya procedencia y destino «no pudieron acreditar» los dos individuos identificados por los agentes de la benemérita.

Tras esta intervención, la Guardia Civil de Almería inició la llamada operación 'Actinolita' que ha llevado a la detención de siete personas y la investigación de una más como presuntos autores de un delito de blanqueo de capitales, un delito contra la salud pública y un tercero de integración en grupo criminal. Asimismo, además del montante ecnómico, el Instituto Armado ha intervenido diez fardos de resina de hachís y cuatro vehículos.

Las primeras pesquisas, han indicado desde la Comandancia de Almería, se realizaron tras «observar la existencia de indicios suficientes que hacían sospechar que el hallazgo del efectivo pudiera derivarse de la práctica de actividades ilícitas», lo que justificaría, por lo tanto, «su ocultación con el objeto de eludir su legal tenencia, procedencia y destino»; y que los hechos pudieran enmarcarse en un presunto delito de blanqueo de capitales y otros como el tráfico de drogas.

Ante tales circunstancias, bajo la dirección el Juzgado de Instrucción número 1 de Almería y la Fiscalía Especial Antidroga comenzó la investigación para averiguar el origen del dinero que oculto en el vehículo, «presumiblemente con la intención de eludir posibles controles de la Guardia Civil hasta su destino».

Confirmaron desde la Guardia Civil de Almería que durante esta investigación se averiguó que que los investigados formaban parte de un entramado «perfectamente concertado y coordinado» dedicado a la introducción de hachís procedente de Marruecos. Los alijos de droga llegaban a través de la costa gaditana y era vendido en España y otros países de la Unión Europea. Para el blanqueo de las ganancias, esta banda adquiría bienes inmuebles.

'Modus operandi'

Según averiguaron los investigadores, estas personas realizaban los trayectos a Marruecos acompañados por mujeres y menores con el propósito de pasar desapercibidos ante cualquier tipo de control policial. Sin embargo, el pasado 10 de diciembre, un dispositivo policial permitió la interceptación de un vehículo en la localidad de Huércal de Almería con 10 fardos de resina de hachís en su interior.

Este nuevo hallazgo llevó a la detención de A. E. A. E. A., de 58 años; A. E. T., de 28 años; F. S., de 39 años; F. Z. E. A. S., de 20 años; H. E. A., de 38 años; L. K., de 22 años; y H. O., de 46 años. A ellos se suma otra persona de 50 años como investigado por estos mismos hechos.

Durante el desarrollo de la investigación se practicaron, además, tres registros domiciliarios en las localidades de Vícar y Huércal de Almería, en los que se aprehendieron una tableta y tres bellotas de hachís, así como 23.245 euros en efectivo y se incautaron cuatro vehículos utilizados por los investigados.

Las diligencias instruidas por la Guardia Civil, junto con los detenidos, fueron entregadas en el Juzgado de Instrucción en funciones de guardia de Almería que decretó el ingreso de cinco de ellos en prisión.